Los roscones de Reyes han evolucionado en los últimos años con novedosas propuestas que incluyen, no ya el relleno de nata o trufa, sino insólitos ingredientes que tratan de adecuarlos a las nuevas tendencias gastronómicas. Pero para muchos, una fiesta tan tradicional como la de Reyes merece que uno de sus símbolos más significativos, el […]

Los roscones de Reyes han evolucionado en los últimos años con novedosas propuestas que incluyen, no ya el relleno de nata o trufa, sino insólitos ingredientes que tratan de adecuarlos a las nuevas tendencias gastronómicas. Pero para muchos, una fiesta tan tradicional como la de Reyes merece que uno de sus símbolos más significativos, el roscón, mantenga también su versión original.

Para todos ellos, el conocido cocinero guipuzcoano Karlos Arguiñano publica en su web oficial hogarutil.com su mejor receta para elaborar un ‘Rosco de Reyes clásico’, uno de los postres más comunes durante la Navidad y el comienzo de año.

Ingredientes

1 kg de harina
30 gr de levadura
6 huevos
5 gr de sal
Ralladura de limon
Ralladura de naranja
Un chorrito de agua de azahar
250 gr de azucar
300 gr de mantequilla
Huevo batido
4 guindas

Elaboración

Mezclar en un recipiente la harina con la levadura y el agua. Después añadir las ralladuras de limón y naranja. A continuación, incorporar los huevos, el azúcar y la sal y batir todo bien.

Poco a poco, echar la mantequilla derretida y amasar a mano hasta conseguir una bola compacta.

Envolver la bola con un paño húmedo y dejarla en el frigorífico durante 5 horas para que fermente.

Transcurrido el tiempo de fermentación, darle forma de rosco a la masa, introducir la sorpresa y untarla con huevo batido. Adornar con las guindas y meter en el horno a 120 grados durante 40 minutos. Sacar y dejar enfriar.

Consejo especial de Arguiñano

A la hora de servir, se puede adornar con azúcar glas y crema de arándanos o cualquier tipo de mermelada.

Foto: hogarutil.com

{jathumbnail off}