La gastronomía asturiana es muy rica y combina equilibradamente tradición e innovación en todo tipo de platos y creaciones. Una de las mayores riquezas de la Asturias gastronómica es la despensa de la tierra y del mar, además de los sabrosos y sanos productos que se elaboran en casa, sobre la base de las razas autóctonas.

Asturias es huerta, con la faba como reina, producto autóctono que es la base principal del plato de cuchara más emblemático de Asturias: la fabada. La riqueza de la huerta astur hace que los platos de cuchara, ideales para el otoño-invierno sean de excepcional calidad y muy variados: las distintas versiones de la fabada o del pote constituyen un mundo de posibilidades donde también tiene cabida las cebollas o los pimientos rellenos… u otros platos donde se incorpora también el tenedor, pero donde la excelencia de la huerta es la verdadera protagonista.

Pero, además, Asturias cuenta con más de 300 kilómetros de costa, que son su balcón y escaparate al mar y a los alimentos que de ella surgen. Los pescados y mariscos de esta región tienen merecida fama, por su excepcional calidad y por algunas peculiaridades, que van desde las artes de pesca hasta la forma de condimentarlos o degustarlos.

También la carne asturiana tiene reconocido prestigio y calidad. Razas autóctonas de bovino como la Asturiana de los Valles como la de la Montaña que se alimentan de pastos muy nutritivos y naturales y otras razas autóctonas como el gochu asturcelta, la pita pinta, el pitu de caleya y la oveya xalda. En definitiva, una tierra rica y fértil con productos que dan lugar a platos tan singulares como estos Champiñones a la plancha con gambas, una receta del restaurante Villa Blanca (Valdés), ofrecida por Turismo de Asturias.

Champiñones a la plancha con gambas y picada de guindilla

INGREDIENTES

Para 4 personas

  • 2 champiñones
  • 4 gambas
  • 1 diente de ajo
  • Sal fina y gruesa
  • Guindilla o cayena
  • Perejil

ELABORACIÓN

Picamos los ajos muy finos, y en un mortero junto con la guindilla y la sal gruesa y un poco de aceite se machaca y mezcla todo bien.

Retiramos el tallo de los champiñones, pasamos por agua los sombreros, y a continuación se cocinan en una sartén con el picado del mortero: colocamos los champiñones primero por la parte hueca hacia abajo, y dejamos que se cocinen entre 3 y 4 minutos por cada lado dependiendo de su tamaño. Reservamos el jugo resultante del cocinado.

Por otro lado, pelamos las gambas, las sazonamos y pasamos por la plancha un par de minutos.

Para la presentación, colocamos las gambas en el hueco del champiñón, vertemos por encima el jugo resultante de haberlos cocinado, y servimos adornando con perejil.

Champiñones a la plancha con gambas y picada de guindilla
79%Nota Final
Puntuación de los lectores 0 Votos
0%
Resumen
recipe image
Nombre receta
Champiñones a la plancha con gambas y picada de guindilla
Publicado el...