La Comunidad de Madrid ha endurecido la Ley de Drogodependencia de la región mediante una modificación que entrará en vigor a partir del próximo 15 de julio. Según lo publicado el pasado 12 de junio en el Boletín Oficial de la Comunidad de Madrid, el consumo de alcohol en la vía pública sufrirá un endurecimiento […]

La Comunidad de Madrid ha endurecido la Ley de Drogodependencia de la región mediante una modificación que entrará en vigor a partir del próximo 15 de julio. Según lo publicado el pasado 12 de junio en el Boletín Oficial de la Comunidad de Madrid, el consumo de alcohol en la vía pública sufrirá un endurecimiento en las sanciones.

La Federación Española de Hostelería (FEHR) detalla al respecto que las nuevas multas contemplan una sanción de 500 euros para los menores, que además no podrán tener la posibilidad -como ocurría hasta ahora- de hacer trabajos en beneficio de la comunidad. Los mayores de edad estarán sujetos a sanciones económicas que duplican las anteriores, de modo que en este caso la sanción mínima partiría de 600 euros.

Todos ellos además tendrán una multa adicional de 500 euros por reincidencia, en caso de que en los seis meses anteriores ya se hubiese cometido alguna infracción de este tipo.

En cuanto a la aplicación de las sanciones, serán los propios ayuntamientos de la Comunidad los encargados de su imposición.

{jathumbnail off}