Hace ya años que diversos grupos de científicos de todo el mundo demostraron que el consumo de aceites de oliva tenía un efecto beneficioso sobre la salud de los humanos. Pero faltaba un gran estudio que fuera capaz de cuantificar hasta qué punto su ingesta diaria, dentro de una dieta mediterránea, podía ayudar a prevenir accidentes cardiovasculares.

De esa inquietud nació el estudio Efectos de la dieta mediterránea en la prevención primaria de la enfermedad cardiovascular, más conocido como PREDIMED y publicado en la prestigiosa publicación científica estadounidense New England Journal of Medicine. 

Reducir el riesgo 

Unos resultados que son espectaculares. El consumo de una dieta mediterránea suplementada con unos 40 mililitros de aceite de oliva virgen extra al día ha demostrado ser capaz de reducir el riesgo de padecer una enfermedad cardiovascular en un 30%, tomando como referencia a personas que durante ese mismo tiempo han tomado una dieta baja en grasas.

Este matiz es especialmente importante ya que el estudio no compara los beneficios de esta dieta que tiene su base en el aceite de oliva virgen extra con la dieta normal de un occidental, sino que se toma como referencia la que los médicos llevan años prescribiendo a aquellas personas con riesgo de padecer un accidente cardiovascular. Como destacaba durante la presentación el coordinador del proyecto, el doctor Ramón Estruch, si esa comparación se hubiera realizado con personas de la calle, con dietas sin controlar, los resultados aún hubieran sido aún más espectaculares.

Datos técnicos del estudio

En el Estudio PREDIMED han participado, entre los años 2003 y 2011, unos 7.500 voluntarios con alto riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares. Se dividieron en tres grupos. Dos de esos grupos tenían asignada una dieta mediterránea, una con aceite de oliva virgen extra y la otra con frutos secos. Al tercer grupo se le asignó una dieta baja en grasas.

Tras cinco años de seguimiento se ha demostrado que esta última dieta no cumple las expectativas que los médicos habían puesto en ella. El doctor Estruch se mostró convencido de que la comunidad médica internacional tomará buena nota de estos resultados y obrará en consecuencia, optando por la dieta mediterránea.

 

Resumen
Dieta mediterránea, aceites de oliva y salud cardiovascular
Título
Dieta mediterránea, aceites de oliva y salud cardiovascular
Descripción
Estudio ‘Efectos de la dieta mediterránea en la prevención primaria de la enfermedad cardiovascular’, más conocido como PREDIMED y publicado en la prestigiosa publicación científica estadounidense New England Journal of Medicine.
Autor