Los caminos naturales alcanzan ya los 10.300 kilómetros y más de 100 rutas especialmente pensadas para que caminantes y cicloturistas puedan desplazarse, ya sea deportiva o familiarmente, por la España rural, para descubrir no solo los paisajes y cultura, sino además, la historia, la arquitectura o la gastronomía local. En concreto, este año se han […]

Los caminos naturales alcanzan ya los 10.300 kilómetros y más de 100 rutas especialmente pensadas para que caminantes y cicloturistas puedan desplazarse, ya sea deportiva o familiarmente, por la España rural, para descubrir no solo los paisajes y cultura, sino además, la historia, la arquitectura o la gastronomía local.

En concreto, este año se han puesto en funcionamiento 80 nuevos kilómetros de caminos naturales, repartidos en tres nuevos itinerarios: por una parte, se ha añadido a la Red la tercera y última fase del Camino Natural de Matarraña-Algars —entre los municipios de Batea (Tarragona) y Beceite (Teruel) —, por otro lado se ha abierto el Camino Natural del l´Antic Trenet —entre la barraca de d’Aigües Vives y el apeadero de Benifairó de la Valldigna (Valencia)— y, finalmente, ya se puede transitar por el tramo de la Comarca del Campo de Daroca del Camino Natural Santander Mediterráneo, en la provincia de Zaragoza.

Con estas tres nuevas incorporaciones, España ofrece ya en este verano 10.300 kilómetros —de los cuales unos 1.600 km se corresponden con antiguos trazados ferroviarios, las denominadas vías verdes— distribuidos en más de un centenar de itinerarios que pueden hacerse a pie o en bicicleta, con un amplio abanico de posibilidades: andar por riberas de grandes ríos siguiendo los antiguos caminos de sirga, atravesar montes siguiendo la huella de los últimos trashumantes, recorrer viejos trazados ferroviarios especialmente atractivos para cicloturistas, sentir la humedad de sendas que se abren a los océanos…

Caminos naturales

Estos caminos, algunos de cientos de kilómetros de recorrido, se van abriendo por tramos de la mano de Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación y en colaboración con distintas administraciones, siempre sobre la base de articular una oferta conjunta de naturaleza y cultura en la que el paisaje, la historia, la arquitectura o la gastronomía forman un atractivo entramado del que es difícil desentenderse.

De hecho, funcionan como enlace de las múltiples experiencias que los pueblos y sus habitantes ofrecen a quienes los transitan, por lo que se han convertido en un canal de primer nivel para la promoción de la España rural, además de ser unos verdaderos elementos vertebradores del desarrollo sostenible de este tipo de zonas. Y es que, para un ámbito que se encuentra en recesión poblacional, la recuperación de viejas infraestructuras de transporte permite actualizar y dar a conocer un rico patrimonio cultural y, a la vez, garantizar la pervivencia del dominio público, lo que supone una inyección de energía para las poblaciones del entorno, que reciben en sus tiendas y establecimientos la visita de caminantes y ciclistas.

Y para facilitar estos recorridos, el Ministerio ha implementado la aplicación para dispositivos móviles Caminos Naturales de España, con todos los mapas de los caminos e información de interés de las rutas, que puede descargarse en esta dirección.

 

Resumen
Caminos naturales, 10.300 kilómetros y más de 100 de rutas por la España rural
Título
Caminos naturales, 10.300 kilómetros y más de 100 de rutas por la España rural
Descripción
Los caminos naturales alcanzan ya los 10.300 kilómetros y más de 100 rutas para que caminantes y cicloturistas puedan desplazarse por la España rural, para descubrir no solo los paisajes y cultura, sino además, la historia, la arquitectura o la gastronomía local.
Autor