El desacuerdo de la hostelería madrileña frente a la posible subida del IVA es patente y notorio desde que se conoció, el pasado mes de junio, la posibilidad de incremento de este impuesto. Si el anuncio se hace finalmente realidad, los bares y restaurantes madrileños sufrirían una pérdida de 1.069 millones de euros de facturación […]

El desacuerdo de la hostelería madrileña frente a la posible subida del IVA es patente y notorio desde que se conoció, el pasado mes de junio, la posibilidad de incremento de este impuesto. Si el anuncio se hace finalmente realidad, los bares y restaurantes madrileños sufrirían una pérdida de 1.069 millones de euros de facturación anual y 13.655 empleos, considerando que se necesitarían nada menos que 53 acontecimientos como la reciente Eurocopa –que se estima dejó en la hostelería madrileña un total de 20 millones de euros– para compensar esta bajada de facturación en el sector.

La hostelería española, al igual que el resto de actividades relacionadas con el turismo, están encuadradas en un tipo reducido de IVA desde el año 1986. En opinión de la Asociación Empresarial de Hostelería de la Comunidad de Madrid, La Viña, esta medida ha permitido afianzar segmentos de la demanda hostelera y hacerlos más competitivos, constituyendo al sector turístico español como uno de los principales motores de nuestra economía y fuente generadora de empleo.

Con la nueva previsión de la subida del IVA, éste pasaría del actual 8% al 18%, e incluso podría superar el 20% para nivelarlo con la Unión Europea. Ante esta tesitura, La Viña recuerda que se debe tener en cuenta que:

– El sector turístico es estratégico en nuestro país, a nivel económico y de empleo.

– Se trata de un sector muy sensible a los precios, por lo que la subida de IVA en la hostelería conllevaría una subida de precios y, por consiguiente, una bajada del consumo, la producción, la facturación y el empleo en el sector.

Impacto en la hostelería madrileña

Según un informe realizado por el profesor Manuel Figuerola y la Universidad Antonio de Nebrija, en el que se analiza el impacto de la subida del IVA en el sector hostelero nacional, la medida supondría un descenso del 11% de la producción del sector y un 9% de descenso del empleo, como consecuencia de la bajada del consumo en un sector tan sensible a los precios como el hostelero.

Con estos datos, la hostelería madrileña sufriría un descenso de 1.069 millones de euros de facturación en un año y una pérdida de 13.655 puestos de trabajo en nuestra región. Se necesitarían cincuenta y tres (53) Eurocopas para compensar este descenso de facturación en el sector hostelero regional.

{jathumbnail off}