El cierre del periodo de vendimia de los Vinos de Madrid ha finalizado con la recogida de las últimas uvas en la localidad de Aranjuez, el colofón de una temporada que se ha saldado con una cosecha de 15.347 toneladas de uva pertenecientes a la Denominación de Origen Vinos de Madrid, en tanto que en […]

El cierre del periodo de vendimia de los Vinos de Madrid ha finalizado con la recogida de las últimas uvas en la localidad de Aranjuez, el colofón de una temporada que se ha saldado con una cosecha de 15.347 toneladas de uva pertenecientes a la Denominación de Origen Vinos de Madrid, en tanto que en el resto de la Comunidad de Madrid la recogida ha sumado otras 10.000 toneladas.

La cosecha de este año se ha caracterizado por una calidad de fruto extraordinaria y una incidencia de enfermedades nula. En total, la cosecha se ha mantenido en los mismos niveles que en 2011 y con una añada que ha sido calificada como “muy buena”.

Algunas zonas de la región comenzaron a mediados de agosto con la cosecha de las variedades de uva más tempranas, aunque no fue hasta la segunda semana de septiembre cuando la vendimia se generalizó en toda la Denominación de Origen Vinos de Madrid. Éste ha sido un año con ausencia de lluvias, con una climatología seca y calurosa, por lo que el tamaño de la baya es menor. Pese a todo, se han cumplido las previsiones y la vendimia ha sido similar a la del pasado año.

El principal mercado, la propia Comunidad

En 2011 se vendieron un total de 3,5 millones de botellas de la D.O. Vinos de Madrid. El principal mercado de esta denominación es la propia Comunidad de Madrid, en tanto que se exporta el 23% de la producción. Los principales mercados son Estados Unidos (31%), seguido de China (20%), Alemania (16%) y Japón (9%).

Los Vinos de Madrid ya se han situado en el octavo lugar por comercialización en el mercado madrileño, sobre todo entre los consumidores más jóvenes, y el 80% de los restaurantes de mayor prestigio de la región cuentan ya en sus cartas con caldos madrileños. Además, se trata de un sector que genera 3.000 puestos de trabajo en la Comunidad, donde hay más de 2.800 viticultores.

Radiografía de los Vinos de Madrid

cosecha-VMadridLa D.O. Vinos de Madrid está integrada por 43 bodegas, nueve de ellas inscritas en el Comité de Agricultura Ecológica de la Comunidad de Madrid. De las cinco bodegas adscritas a esta denominación en 1990, con 21 marcas, se ha pasado a las 43 bodegas actuales y a 114 marcas.

“La evolución está siendo fabulosa tanto por el incremento del número de bodegas como por la calidad del producto. Conviene destacar que los vinos de la Comunidad de Madrid obtuvieron el pasado mes de marzo un total de 12 Premios Bacchus de Oro y Plata”, señalaba al respecto Borja Sarasola, consejero de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio.

En su conjunto, las tres subzonas vitivinícolas amparadas bajo la Denominación (Arganda del Rey, Navalcarnero y San Martín de Valdeiglesias), engloban 8.200 hectáreas de viñedo pertenecientes a 58 municipios del sur de la Comunidad.

La mayoría de la producción se centra en tintos jóvenes y rosados y blancos, alguno de éstos con características excelentes para la crianza, especialmente los de la subzona de Arganda. Existen, no obstante, tintos de crianza, algún espumoso y los característicos sobremadre. Los vinos madrileños se caracterizan por ser unos caldos jóvenes, afrutados y agradables al paladar, elaborados con un alto grado de innovación.

{jathumbnail off}