El proyecto de Real Decreto de Envases y Residuos de Envases en tramitación, que establece entre otras medidas la reducción del 50 % de botellas de bebidas de plástico de un solo uso, así como nuevos objetivos de reutilización, tendría un alto impacto social y económico en el sector de alimentación y bebidas, los consumidores y la economía española, poniendo en riesgo puestos de trabajo y empresas.

Al menos así se asegura en un reciente Informe realizado por Analistas Financieros Internacionales (AFI) para la Federación Española de Industrias de Alimentación y Bebidas (FIAB), y en el que se prevé el cierre de hasta 2.400 compañías, que representan el 7,1 % del total de las empresas del sector, debido a los nuevos objetivos de reutilización y de reducción del 50 % de botellas de plástico de un solo uso para bebidas a 2030. Estos objetivos conllevan un incremento de los costes e inversiones inesperadas para el sector, y las pymes y las compañías ubicadas en el medio rural serían en general las más afectadas.

Solo en términos de empleo —estiman desde FIAB— su aplicación amenaza el mantenimiento de 26.500 puestos de trabajo en el conjunto del sector de alimentación y bebidas, según los datos del informe que estima que los costes para la industria de alimentación y bebidas de la nueva normativa representarían alrededor de 7.050 millones de euros. “La propuesta del Gobierno representa un viraje normativo respecto a la ruta marcada por la Unión Europea y en algunos aspectos excede las directivas europeas e impondría inversiones de 6.270 millones de euros en una década para adaptarse a los nuevos objetivos de reutilización y hacer frente a la reducción del 50 % de botellas de plástico de un solo uso para bebidas a 2030. Una inversión inasumible para algunos segmentos del sector”, opinan desde la industria alimentaria.

De estos 6.270 millones de euros en inversiones, explican, el impacto se dividiría en 4.670 millones asociados a los nuevos objetivos de reutilización y 1.600 millones de euros a la reducción del 50 % de botellas de bebidas de plástico de un solo uso. A estos datos hay que añadir el incremento del coste de la RAP de 490 millones de euros y el impuesto al plástico, 300 millones de euros, como consecuencia de la futura Ley de residuos, actualmente al final de su tramitación.

“Las medidas incluidas en el Real Decreto llegan en el peor momento, con la inflación disparada y un ritmo de recuperación más lento, merman la competitividad de la industria y ponen freno a la necesaria recuperación económica del país. Hacemos un llamamiento al diálogo con el sector para identificar soluciones viables y de consenso”, explica Mauricio García de Quevedo, director general de FIAB.

 

Resumen
La industria, preocupada por el impacto en el empleo del Decreto de Envases
Título
La industria, preocupada por el impacto en el empleo del Decreto de Envases
Descripción
Según la industria, el Decreto de Envases en tramitación, que establece la reducción del 50 % de botellas de bebidas de plástico de un solo uso y nuevos objetivos de reutilización, tendría un alto impacto social y económico en el sector, los consumidores y la economía española, poniendo en riesgo puestos de trabajo y empresas.
Autor