La Comisión Europea había propuesto un ambicioso plan destinado a reducir el uso de pesticidas. Sin embargo, los ministros de agricultura de los países miembros han advertido que reducir significativamente el uso de pesticidas en la UE podría afectar el rendimiento de los cultivos durante un momento como el que estamos viviendo, de gran incertidumbre.

Así lo recoge la publicación especializada estadounidense Olive Oil Times en un artículo firmado por Paolo DeAndreis, que asegura que el ambicioso objetivo propuesto por la Comisión Europea de reducir a la mitad el uso de plaguicidas para 2030 ha sido criticado por los Estados miembros en uno de los Consejos de Agricultura y Pesca (Agrifish), celebrados recientemente en Bruselas.

La UE reconsidera la prohibición de pesticidas

En la reunión mantenida, los ministros hicieron hincapié en «la necesidad de contar con alternativas viables y sostenibles a los plaguicidas químicos antes de establecer objetivos obligatorios de reducción», añadiendo que “la nueva normativa también debería tener en cuenta las diferencias geográficas, climáticas y de partida de los distintos Estados miembros antes de imponer restricciones, La sostenibilidad no debe buscarse a expensas de la seguridad alimentaria o de la competitividad de la agricultura de la UE, especialmente en el contexto actual de la agresión rusa contra Ucrania».

Las divisiones que están surgiendo entre los ministros de Agricultura de los veintisiete países tendrán probablemente un impacto significativo en el nuevo reglamento en el que está trabajando la Comisión Europea, cuyo objetivo era, y sigue siendo, reducir el uso de productos químicos en la agricultura. La propuesta de reglamento pide a los gobiernos que fijen objetivos nacionales de reducción y apliquen un control de plagas respetuoso con el medio ambiente mediante prácticas de gestión integrada de plagas, con el uso de plaguicidas como medida de último recurso. La normativa también estipula la prohibición total del uso de plaguicidas en parques, zonas de juego, escuelas y áreas ecológicamente sensibles, y permite a los diferentes gobiernos utilizar fondos de la Política Agrícola Común (PAC) para cubrir los costes de los agricultores en su transición a otras formas de control de plagas.

Según la información recogida en el artículo, la mayor oposición a la normativa propuesta procede de España, Portugal, Malta, Luxemburgo, Eslovaquia, Eslovenia, Polonia, Letonia, Lituania, Estonia, Bulgaria y Hungría.

En este sentido, la publicación estadounidense asegura que el Ministro de Agricultura español, Luis Planas, advirtió que “prohibir los plaguicidas en zonas ecológicamente sensibles podría hacer que se convirtieran en criaderos de plagas”, mientras que la Comisaria Europea de Salud y Seguridad Alimentaria, Stella Kyriakides, defendió la propuesta, debido a que “la seguridad alimentaria y la resistencia a largo plazo requieren un cambio de rumbo en el uso de plaguicidas”.

Resumen
Debido a la crisis alimentaria mundial, la UE reconsidera la prohibición de pesticidas
Título
Debido a la crisis alimentaria mundial, la UE reconsidera la prohibición de pesticidas
Descripción
La Comisión Europea había propuesto un ambicioso plan para reducir el uso de pesticidas. Sin embargo, los ministros de agricultura de los países miembros han advertido que esta reducción podría afectar el rendimiento de los cultivos durante un momento como el que estamos viviendo, de gran incertidumbre.
Autor