Una veintena de bodegas que reflejan la diversidad del viñedo nacional de norte a sur y de este a oeste. Vinos de pequeños productores con una determinación inquebrantable por ofrecer lo mejor de sí mismos, con un profundo respeto por el terruño.

Es la selección que, desde 2020, cada año lleva a cabo Lavinia con el deseo de distinguir proyectos singulares, viñadores debutantes o bodegas que se renuevan para adaptarse a los nuevos tiempos.

Los proyectos vinícolas del año

Y para este 2023, la selección de los proyectos vinícolas más interesantes del año, siempre en opinión de Lavinia, son:

CASTILLA Y LEÓN

  • Rodrigo González funda Altos del Enebro con el sueño de elaborar vinos de corte fresco y elegante en Ribera del Duero.
  • Magna Vides nace de un viñedo en La Aguilera (Burgos) y hacer un gran vino, coherente con la filosofía de vida de Andrea Sanz y Pablo Arranz.
  • Virtus es una bodega boutique en Aldeyuso (Valladolid) que busca la singularidad de cada viñedo.
  • Yotuel, la marca de Gallego Zapatero, una bodega familiar con una arraigada tradición vinícola que elabora las uvas de sus propios viñedos, en el término municipal de Anguix.
  • Divina Proporción (Toro) es una pequeña bodega familiar que quiere dar el máximo protagonismo al viñedo.
  • Terra d’Uro, también en Toro, nace del entusiasmo del restaurador Óscar Garrote y el enólogo portugués Cristiano Van Zeller por elaborar vinos a partir de un terroir privilegiado en el histórico Pago Bardales desde el respeto a la viña.
  • En Bierzo, los hermanos Ysart fundan Cantariña para recuperar y mantener las viñas centenarias propiedad de la familia desde hace generaciones.
  • En Cebreros, Viñadores de Gredos se sitúa en un sector artesanal, alejado de las grandes producciones y la tecnología, decidido a trasladar a la copa quién ha hecho ese vino, dónde se ha hecho y en qué año.

RIOJA

  • Baynos es el nuevo proyecto de la familia García (Mauro) en la localidad alavesa de Baños de Ebro (Rioja Alavesa). Una apuesta por la excelencia, con pequeñas producciones y vinos arraigados en el territorio con vocación de guarda.
  • Daniel Rodríguez (hijo de Miguel Ángel Rodríguez, fundador de Vinícola Real) reivindica una zona menos conocida de Rioja, el valle del Iregua, con Panorámico.
  • Miguel Merino nace del sueño de elaborar unas pocas botellas del mejor vino posible en Briones. La segunda generación ha desarrollado además una línea centrada en el terroir y en destacar la personalidad y características de sus viñedos más especiales.

GALICIA

  • Constantina Sotelo es una pequeña viticultora en Castrelo (Cambados) que elabora vinos singulares con gran dedicación y esfuerzo en el viñedo, independiente de cualquier influencia o movimiento.
  • Entrecantos es el proyecto personal de Roberto Rodríguez en Rairos y Torbeo (en Ribas del Sil, Lugo) para interpretar sus orígenes y expresar lo mejor que le brinda su tierra natal.

COMUNIDAD VALENCIANA

  • Nito Alegre y Francisco Bosco fundan Baldovar 923, movidos por el deseo de hacer vinos de calidad en la Serranía de Valencia.
  • Vins de la Mediterrània nace como un proyecto de investigación en torno a las variedades minoritarias de la comarca alicantina de Marina Alta.

CASTILLA-LA MANCHA

  • Finca Sandoval es una apuesta por las variedades tradicionales y por poner en valor la biodiversidad y la tradición vinícola de Manchuela.
  • Bodegas Cerrón es un proyecto familiar que quiere preservar la historia vinícola y recuperar pequeños viñedos centenarios en Fuente Álamo, uno de los parajes con mayor altura de la DO Jumilla.

CANARIAS

  • Dolores Cabrera elabora vinos en el Valle de la Orotava con variedades autóctonas y la filosofía de ‘mayor cuidado en el campo, menor intervención en la bodega’ en La Araucaria.
  • Juan Francisco Fariña Pérez da continuidad a la tradición familiar con Los Loros y vinos que expresan las variedades locales, las viñas prefiloxéricas, los suelos volcánicos, el Atlántico, los vientos alisios…

CATALUÑA

  • Sota els Àngels es el personalísimo proyecto de María Jesús Polanco y Guy Jones en el Baix Empordà, siguiendo los postulados de la agricultura biodinámica.

ANDALUCÍA

  • Meridiano Perdido representa la apuesta personal de Joaquín Gómez Beser por hacer grandes vinos blancos en el Marco de Jerez.

 

Resumen
Los proyectos vinícolas españoles más interesantes del año
Título
Los proyectos vinícolas españoles más interesantes del año
Descripción
Una veintena de bodegas que reflejan la diversidad del viñedo nacional de norte a sur y de este a oeste. Vinos de pequeños productores con una determinación inquebrantable por ofrecer lo mejor de sí mismos, con un profundo respeto por el terruño.
Autor