La Universidad de Ciencias Gastronómicas de Pollenzo (Italia) ha puesto en marcha el proyecto ‘Graneros de la Memoria’, un archivo online de entrevistas que en tres meses ha reunido ya más de 300 vídeos con los testimonios de agricultores, cocineros, aficionados y figuras representativas del mundo de la cultura. La transmisión oral de los saberes, […]

La Universidad de Ciencias Gastronómicas de Pollenzo (Italia) ha puesto en marcha el proyecto ‘Graneros de la Memoria’, un archivo online de entrevistas que en tres meses ha reunido ya más de 300 vídeos con los testimonios de agricultores, cocineros, aficionados y figuras representativas del mundo de la cultura.

La transmisión oral de los saberes, los conocimientos tradicionales, se encuentra en un proceso de interrupción hacia el olvido, pero afortunadamente Internet nos permite atar los hilos del pasado, recuperar los últimos fragmentos de memoria y poder así custodiarlos de cara al futuro.

Una reserva para el futuro

graneros-memoria2Los graneros han sido tradicionalmente las reservas rurales donde se almacenaban los frutos del trabajo de todo un año, preservándolos así del largo y frío invierno. Ahora, en el siglo XXI, se han convertido en un depósito virtual de voces, historias y conocimientos, almacenados online para las generaciones futuras.

Esta es la idea que se encuentra detrás del nuevo proyecto de Graneros de la Memoria, presentada el pasado jueves 28 de octubre en el Salone del Gusto y Terra Madre durante la Conferencia «los conocimientos tradicionales: una herencia tesoro.»

En este acto, Piercarlo Grimaldi, decano de la Universidad de Ciencias Gastronómicas de Pollenzo explicaba que hasta mediados del siglo XX, el conocimiento y las habilidades manuales se transmitían oralmente, de generación en generación, dentro de las familias.

“Mantener la biodiversidad en todos los niveles”

graneros-memoria3Respecto a la utilización de Internet para recuperar y preservar toda esta riqueza cultural, José Esquinas-Alcazar, director de la Cátedra de Estudios sobre Hambre y Pobreza de la Universidad de Córdoba, afirmaba: «Estamos avanzando hacia tiempos inciertos, tiempos de cambio. Para las generaciones futuras es importante mantener la biodiversidad en todos los niveles. Y es precisamente la complementariedad entre las nuevas tecnologías y los conocimientos tradicionales la que nos puede ayudar a salvaguardar la etnodiversidad de idiomas, costumbres y tradiciones”.

{jathumbnail off}