Las galletas y los frutos secos son los snacks que se consumen con mayor frecuencia, pero según un reciente estudio, se observa en el mercado un incremento del gusto por el consumo de fruta en formato snack y raciones individuales.

El 50% de los consumidores asegura que ha aumentado su consumo de snacks saludables. Una creciente preocupación por su salud, mayor oferta de este tipo de productos en el mercado, el cuidado de la línea, conveniencia, cambios en los hábitos consumo y unas cualidades organolépticas mejoradas, son los principales motivos a los que atribuyen un mayor consumo.

Al menos, así se refleja en un reciente estudio realizado por AINIAFORWARD —servicio estratégico de investigación de mercado de AINIA Centro Tecnológico— de cuyos resultados se deduce que, sin embargo, casi el 60% de los consumidores consultados declara que mejoraría los snacks actuales potenciando, sobre todo, el factor natural. Entre los snacks saludables mejor valorados destaca la fruta troceada, seguida muy de cerca por los frutos secos y, en tercer lugar, la fruta deshidratada.

Además, el 70% de los consumidores opina que para que un snack sea saludable debe estar elaborado con ingredientes naturales como: fruta (73%), quinoa (55%), aceite de frutos secos (almendra, nueces, anacardo, avellana 47%) y aloe de vera (41%).

Snacks más de una vez por semana

La frecuencia de compra y consumo de snacks es muy elevada entre los consumidores. Según este estudio, el 86% compra snacks varias veces por semana. Y, de éstos, un 62% los consume varias veces por semana, a diario un 23% y sólo un 12%, una vez por semana. Los momentos preferidos para consumir snacks saludables son entre horas, a media mañana y a media tarde.

Las galletas y los frutos secos son los snacks que se consumen con mayor frecuencia, un 53% y un 41% respectivamente consume a diario este tipo de productos alimenticios. Mientras que otros snacks como el hummus (57%), el guacamole (54%), los chips de verduras (54%), la fruta deshidratada (52%) y las palomitas de maíz (49%), son los snacks con menor frecuencia de consumo.

En cuanto a formatos, el estudio recoge una preferencia por los formatos individuales en snacks como consecuencia de factores como: conveniencia, mejor conservación, mayor control de calorías ingeridas, etc. Finalmente, también se observa una mayor conciencia medioambiental en el consumidor que, en un 58% de los casos pide que el envase de los snacks saludables que consume sea reciclable y un 53%, que sea biodegradable.

Ingredientes naturales para productos innovadores

Estos datos se han presentado en la jornada Diseñando los ingredientes para los alimentos del futuro que ha tenido lugar recientemente en AINIA centro tecnológico, y en la que se han dado a conocer las últimas tendencias e ingredientes en el sector alimentario, así como tecnologías como la microencapsulación o la extrusión que permitirán desarrollar los alimentos del futuro.

La preferencia por formulaciones naturales, incluyendo opciones vegetarianas y veganas, marca el diseño de nuevos alimentos y bebidas que incorporan ingredientes obtenidos de plantas, semillas, frutas, granos y vegetales en distintos formatos (helado de coco, aguacate y avena, mantequillas y hamburguesas vegetales, chocolate con espinacas o agua con sustancias derivadas de las plantas…) para dar respuesta a una mayor preocupación de los consumidores por el cuidado de la salud y el bienestar personal.

Y es que, la comida saludable no se debe considerar un lujo. Entre las últimas innovaciones de las empresas de alimentación y bebidas se está trabajando en el desarrollo de productos que salgan al mercado a precios más competitivos, pero que cuenten con propiedades funcionales que aporten un beneficio extra a su salud.

Resumen
Título
Hacia unos snacks más naturales y saludables
Descripción
Según un reciente estudio, se observa en el mercado un incremento del gusto por el consumo de fruta en formato snack y raciones individuales.
Autor