El Centro Nacional de Educación Ambiental (CENEAM) ha organizado en sus instalaciones del Centro en Valsaín (Segovia), la exposición Cosas de andar por casa, una amplia y variada muestra de objetos cotidianos, pero destinados a reducir el impacto ambiental de las actividades domésticas. La muestra recoge numerosos ejemplos de eficiencia para sacar mayor partido de […]

El Centro Nacional de Educación Ambiental (CENEAM) ha organizado en sus instalaciones del Centro en Valsaín (Segovia), la exposición Cosas de andar por casa, una amplia y variada muestra de objetos cotidianos, pero destinados a reducir el impacto ambiental de las actividades domésticas.

La muestra recoge numerosos ejemplos de eficiencia para sacar mayor partido de los recursos, y de suficiencia para reducir su demanda evitando el consumo excesivo.

  Consumo de agua

En relación con el consumo del agua se puede encontrar desde duchas de bajo consumo, que proporcionan entre 6 y 7 litros de agua por minuto –frente a los 12 o 15 litros de las tradicionales–, grifos temporizados que proporcionan agua durante un tiempo limitado o perlizadores (atomizadores) para grifos que ahorran entre un 40% y un 60% del caudal.

Ahorro de energía

En materia de energía se muestran desde cabezales termostáticos para radiadores, que sustituyen las llaves tradicionales hasta cargadores de pilas solares o cocinas solares parabólicas que consiguen las mismas temperaturas que las tradicionales.

También se pueden encontrar otra serie de objetos prácticos como los compostadores domésticos que permiten producir abono a partir de los residuos orgánicos producidos en el hogar, o bolígrafos de papel y maíz en los que se utilizan materias primas renovables.

Empezando por los más pequeños

Con objeto de impulsar la visita de los escolares, el CENEAM ha preparado también una ficha que bajo el título “El rincón del profe” recoge distintas propuestas de trabajo relacionadas con la temática de la exposición.

 

{jathumbnail off}