Las once Denominaciones de Origen vinícolas existentes en Castilla y León han decidido, de forma voluntaria, aunar esfuerzos y crear la Asociación de Vino con Origen de Castilla y León (AVOCYL).

La nueva asociación, formada por las Denominaciones de Origen Ribera del Duero, Rueda, Bierzo, Cigales, León, Arribes, Arlanza, Tierra del Vino de Zamora, Valles de Benavente, Cebreros y Sierra de Salamanca, representa en total a 11 829 viticultores de Castilla y León, 625 bodegas y 54 277 hectáreas de viñedos de la región, según datos a 31 de diciembre de 2022.

DOP del vino de Castilla y León

Entre los objetivos a medio y largo plazo, se plantean cuatro pilares principales: la defensa de la calidad amparada por las Denominaciones de Origen, las necesidades del sector a pie de campo, la lucha contra la excesiva carga burocrática, y las mejoras para favorecer la promoción a nivel nacional e internacional.

Como primer paso, los representantes de esta nueva asociación han solicitado fomentar una relación directa con las consejerías de la Junta de Castilla y León y que consideren a la Asociación como un Órgano Consultivo para cualquier tema relacionado con el vino. Además, se ha puesto el acento en la importancia de defender el vino con origen como elemento diferenciador de calidad, procedente de una zona geográfica delimitada, concentrando recursos en las denominaciones de Origen y evitando mensajes que puedan confundir al consumidor.

A pie de campo, el colectivo trabajará por defender el viñedo como patrimonio de España. Entre las Denominaciones de Origen Castilla y León existe una gran preocupación por la creciente y descontrolada proliferación de proyectos de infraestructuras energéticas y su transporte, así como de otras actuaciones con consecuencias irreparables sobre el paisaje vitivinícola, con especial atención a las granjas porcinas. “Todos tenemos cabida en el campo, pero hay que buscar soluciones para que la actividad vitivinícola sea compatible con la actividad ganadera de porcino y no se ponga en peligro ni la calidad de las cosechas ni un recurso tan vital para la lucha contra la despoblación como el enoturismo”, explican desde AVOCYL .

También han expresado la intención de solicitar ayudas para mantener y recuperar el viñedo antiguo como garantía de conservación de la biodiversidad, y otras cuestiones que afectan a bodegas y viticultores como los imprescindibles ajustes de la aplicación SIGPAC o la dotación de recursos y personal de la Estación Enológica de Castilla y León.

La lucha contra la burocracia será principal en una asociación que exigirá la simplificación documental frente a los diferentes organismos locales, regionales y nacionales, y soluciones para solventar la discrepancia que, a día de hoy, existe entre los datos de diferentes organismos.

AVOCYL solicitó ayuda para defender el etiquetado del vino frente a las amenazas de algunos parlamentarios de algunos países del norte de Europa, de imponer un etiquetado restrictivo que asocie el vino a productos nocivos para la salud y promoverá la modificación de la Ley de la Viña y el Vino de Castilla y León con el objeto de defender el ‘vino con Origen’.

Resumen
Las once DOP del vino de Castilla y León se unen para afrontar retos comunes
Título
Las once DOP del vino de Castilla y León se unen para afrontar retos comunes
Descripción
Las once Denominaciones de Origen vinícolas existentes en Castilla y León han decidido, de forma voluntaria, aunar esfuerzos y crear la Asociación de Vino con Origen de Castilla y León (AVOCYL).
Autor