En el último desayuno del Cluster de Innovación en Envase y Embalaje —asociación empresarial que integra a más de setenta fabricantes de papel, cartón, plástico y madera—, entre los diversos temas que se afrontaron destacó el que aborda la necesidad, por parte de los fabricantes, de contar con un marco normativo más claro para la certificación de envases sostenibles.

En concreto, uno de los participantes, Ferran Vaqué, representando a la compañía Careli, solicitaba a las Administraciones “un tipo de normativa muy clara en cuanto a envases sostenibles, para que pequeños fabricantes como nosotros lo tengamos más fácil para certificar, registrar o mejorar nuestros envases, y demostrar que son sostenibles. Actualmente solo existen entidades privadas para certificar dichos envases y, además, esta certificación hay que tramitarla por cada producto, lo que conlleva un coste muy elevado”.

Marco normativo sobre envases sostenibles

Además de esta petición a las diferentes Administraciones responsables de las normativas, tanto a nivel estatal como autonómico, Vaqué solicitaba también al propio sector del packaging un mayor apoyo a la hora de impulsar proyectos de innovación, “porque “solo los pequeños fabricantes de envase son los que hemos visto más dispuestos a afrontar las incertidumbres de la creación de nuevos desarrollos sostenibles, de trabajar con packaging con materiales diferentes, pero eso nos lleva a tener unos costes muy elevados, menor disponibilidad de materias primas y plazos de entrega muy largos”.

Por su parte, María Navarro, gerente de la Asociación de Diseñadores de la Comunitat Valenciana (ADCV) y directora de EnCircular —plataforma que difunde información, recursos y herramientas y promueve alianzas entre empresas, agentes innovadores e instituciones públicas para avanzar hacia un modelo de producción y consumo basado en la economía circular— resaltaba la herramienta D-Tool, con la que cualquier compañía puede realizar un autodiagnóstico para descubrir el grado del uso del diseño en su organización. En su intervención Navarro destacaba el factor diseño como el medio más poderoso de crear conexiones, y poder unir a la oferta y la demanda, explicando que, de hecho, hasta tres de cada cuatro empresas identifican al diseño como una inversión, no como un gasto.

“Es en la fase de arranque de los proyectos, en su diseño, donde se puede marcar la diferencia. Se pueden controlar hasta el ochenta por ciento de los impactos ambientales de un producto, por lo que es importante si queremos transformar el sistema tradicional en uno basado en economía circular”, comentaba en este sentido la gerente de la ADCV.

Resumen
Por un marco normativo más claro sobre envases sostenibles
Título
Por un marco normativo más claro sobre envases sostenibles
Descripción
En el último desayuno del Cluster de Innovación en Envase y Embalaje, entre los diversos temas que se afrontaron destacó el que aborda la necesidad, por parte de los fabricantes, de contar con un marco normativo más claro para la certificación de envases sostenibles.
Autor