El Consejo Regulador de la Denominación de Origen Protegida (DOP) ha puesto en marcha un proyecto para desarrollar un producto cada vez más demandado por los consumidores, como es el jamón amparado por Jamón de Huelva, pero presentado en formato loncheado, más asequible y adaptado a las nuevas necesidades de los hogares.   En el […]

El Consejo Regulador de la Denominación de Origen Protegida (DOP) ha puesto en marcha un proyecto para desarrollar un producto cada vez más demandado por los consumidores, como es el jamón amparado por Jamón de Huelva, pero presentado en formato loncheado, más asequible y adaptado a las nuevas necesidades de los hogares.  

En el sector del ibérico, el formato loncheado ha visto incrementada su cuota de mercado en más de un 73,68% en los últimos ocho años, pasando de suponer un 5,70% de la producción en 2003, al 9,90% en 2010.

Origen, calidad y trazabilidad garantizados

El objetivo del nuevo proyecto es que en un futuro próximo, las bodegas inscritas a la D.O.  puedan ofrecer al consumidor un nuevo producto dentro de su gama, es decir, un envase que contenga lonchas de jamón o paleta amparado por la DOP Jamón de Huelva,  manteniéndose la trazabilidad, el origen y la calidad desde la dehesa hasta el momento de consumo.

Un formato “pluridosis” o “monodosis” con fácil manejo y conservación, que tenga garantizada su designación de calidad y origen propiciando valor añadido, en primer lugar, para las empresas elaboradoras ubicadas en la zona de elaboración constituida por los 31 municipio del entorno del Parque Natural Sierra de Aracena y Picos de Aroche y, en segundo, para los ganaderos inscritos.

En definitiva, este formato permitirá afianzar el posicionamiento del jamón y la paleta amparado por Jamón de Huelva en el mercado nacional y, especialmente, en el mercado internacional.

{jathumbnail off}