Los niños españoles comerán más fruta durante el próximo curso 2011-2012, gracias a la subvención de 6,2 millones de euros otorgada a nuestro país por la la Comisión Europea (CE) Con esta partida, la Comisión cofinanciaría casi el 60% de los gastos que este tipo de programas supone para nuestro país, cuyo objetivo es potenciar […]

Los niños españoles comerán más fruta durante el próximo curso 2011-2012, gracias a la subvención de 6,2 millones de euros otorgada a nuestro país por la la Comisión Europea (CE)

Con esta partida, la Comisión cofinanciaría casi el 60% de los gastos que este tipo de programas supone para nuestro país, cuyo objetivo es potenciar en las escuelas la ingesta de frutas o de verduras entre los niños y los adolescentes.

El plan se aplicará en toda la comunidad europea a partir del próximo curso escolar 2011-2012 por tercer año consecutivo con un gasto total de 90 millones de euros a cuenta del presupuesto comunitario.

De los 24 países europeos participantes, los que se benefician de unos fondos mayores para este tipo de programa de reparto de fruta en los colegios son Italia que recibe 18 millones, Alemania con 11 millones, Francia 10 millones, Polonia 9 millones y Rumania con 8 millones.

Fomentar hábitos saludables entre los más jóvenes

El plan europeo, que también se financia con fondos propios nacionales, tiene como fin el fomento entre los más jóvenes de hábitos alimentarios saludables así como prevenir los posibles problemas de salud provocados por una mala nutrición, como es el caso de la obesidad infantil que últimamente está afectando de un modo preocupante a nuestro país.

En el pasado curso 2009-2010, fueron 4,7 millones de niños en toda la UE los que finalmente se beneficiaron de esta iniciativa y recibieron piezas de fruta o de verdura en sus respectivas escuelas nacionales.