Parques naturales, rutas costeras, montaña, bosques, humedales, circuitos urbanos… Desde el Delta del Ebro a la Bahía de Cádiz, pasando por entornos de montaña como Peguerinos o marinos como Comillas. Todos ellos rincones para recorrer en bicicleta ahora que comienza el otoño, una de las mejores épocas del año.

Siete rutas ciclistas para todos los niveles, seleccionadas por el portal de búsqueda de bungalows y casas con encanto BungalowsClub y en cuyos entornos disponen, además, de singulares alojamientos para todos los gustos.

Parque Natural del Delta del Ebro

Uno de los espacios más bellos y adecuados para recorrer en bicicleta es el Parque Natural del Delta del Ebro, el humedal más importante de Cataluña y uno de los más importantes de Europa, un inmenso triángulo rodeado de agua y unido a tierra firme por la que fue la antigua línea de costa. El Delta ofrece una amplia y variada gama de itinerarios para descubrir los lugares más interesantes, no solo en bicicleta, también a pie, en canoa o a caballo.

El inicio de la ruta empieza en Sant Carles de La Ràpita hasta la Casa de Fusta y de ahí rodear la Encanyissada. El primer tramo es por carril bici y pistas de tierra solitarias. En la Casa de Fusta está la sede del Centro de Información del Parque natural del Delta del Ebro, el servicio de guía para recorrer el parque en bicicleta disfrutando de los rincones donde ver aves migratorias. El camino que va desde las quebradas del Canaletas hacia el Delta del Ebro es muy asequible para hacerlo en familia y durante los primeros kilómetros se puede disfrutar de los campos de cultivo y de los naranjos en paraleloal río Ebro. El segundo tramo, conocido como Vía verde Terra Alta se puede superar sin muchas dificultades pasando por el Santuario de Foncalada, quizá el tramo con más desnivel de todo el recorrido, y por túneles hasta llegar a la estación de Prat de Compte.

La costa de Comillas

La costa cántabra ofrece muchas posibilidades y variedad de terreno, con paisajes que entremezclan el verde y el azul del mar. Un recorrido precioso es la ruta entre Comillas y San Vicente de la Barquera, antes de empezar la ruta merece la pena visitar Comillas, ya que se trata de una de las localidades costeras más hermosas y conocidas de Cantabria, lugar de interés no sólo natural, sino cultural: el Capricho de Gaudí, la Universidad Pontificia o el Cementerio de Comillas son un ejemplo.

Después de haber visitado Comillas la ruta comienza con el carril pintado de color rojo bajo los imponentes edificios de la Universidad Pontificia con dirección a Rubárcena, este es el punto más alto del carril-bici, que sigue prácticamente recto y siempre paralelo a la carretera, y a partir de aquí la bajada es suave y progresiva, entre un paisaje dominado por los prados camino de Ría de la Rabia, uno de los mejores humedales del Parque Natural de Oyambre, y la puerta de entrada al mismo. Si se dispone de tiempo merece la pena ver las espectaculares playas de Oyambre. Y de ahí, rumbo a San Vicente de la Barquera, donde hay que visitar su puerto marítimo y su bahía y contemplar su espectacular cambio de marea que deja varadas a gran número de embarcaciones y degustar en uno de sus muchos restaurantes una típica mariscada. El itinerario se realiza a través de cómodas pistas forestales, carreteras secundarias y carril bici, lo que la convierte en una ruta muy fácil y adaptada a todos los niveles.

Mountain bike por Peguerinos

Esta localidad abulense se encuentra muy cerca de la frontera invisible con la Comunidad de Madrid. Aunque por la zona discurren infinitas rutas perfectas para todo tipo de aventureros, BungalowsClub propone una ruta circular que parte desde Peguerinos y tiene como punto final la Cueva Valiente, a 1.903 metros de altitud. Al ser una zona de montaña se recomienda hacerla antes del invierno, ya que las nevadas pueden complicar el ascenso. A lo largo del camino se puede disfrutar de embalses, arroyos y bosques de pino silvestre.

Además, en la zona también se encuentran, perfectamente conservados, restos de fortalezas de la Guerra Civil, que actualmente se utilizan como refugios de montaña. Una vez en la cima hay que detenerse a contemplar la impresionante panorámica que ofrece Cueva Valiente desde Peñalara hasta Gredos.

Todo el litoral malagueño

El ciclismo en Mijas es práctica habitual de muchos residentes y visitantes, y en Las Lagunas, núcleo urbano de Mijas, cuentan con más de 6 Km de carril bici. Hay una amplia oferta de caminos rurales, especialmente en la Sierra de Mijas con más de 25 pistas rurales y, además, hace poco han estrenado un nuevo tramo de la llamada Senda Litoral, orgánica y natural, exclusiva para peatones y ciclistas.

Esta senda va desde el Puerto de la Duquesa en Manilva hasta el Balcón de Europa en Nerja uniendo los 180 kilómetros del litoral de la Costa del Sol y sus 14 municipios costeros, una ruta en la que se puede disfrutar de las magníficas vistas de las playas y de cerca de 42 torres almenaras contabilizadas a lo largo de la costa malagueña.

La bahía de Cádiz

El punto de partida de esta ruta se sitúa en la Torre del Puerco, una antigua torre vigía del siglo XVI testigo de la Batalla de Chiclana en 1811 entre las tropas angloespañolas y las francesas en la guerra de la Independencia. El camino que se sigue es una calzada situada sobre un acantilado de dunas fósiles, todo con unas vistas increíbles del mar, hasta llegar, por el Paseo Marítimo, a la Torre Bermejo, la segunda torre vigía de esta ruta y el punto ideal para descansar y coger energías para la segunda parte del recorrido.

Continuando por la Calle Asunción se encuentra una de las entradas al Pinar Periurbano La Barrosa, habilitado con diferentes miradores al borde del acantilado, donde hay que adentrarse hasta bajar a la playa de Sancti Petri por una escalera de madera. A unos 350 m se encuentra uno de los puntos mágicos que tiene la ciudad, conocido como ‘Templo de Hércules’, un santuario que existió en las antiguas Islas Gadeiras, sobre el actual Islote de Sancti Petri. Los orígenes del templo se remontan a los tiempos de asentamiento fenicio, pueblo que construyó un templo en honor a Melkart, pero durante la presencia romana se tributó culto a Hércules. Siguiendo por el paseo, se llega hasta el triángulo enmarcado por el Castillo de Sancti Petri, la Punta del Boquerón y el espigón artificial que delimita el Caño de Sancti Petri. La ruta finaliza al llegar al antiguo poblado pesquero del mismo nombre.

Las montañas de Prades

Para los más atrevidos, con fantásticos recorridos de estilo extremo y aventura, y también para los más moderados, las montañas de Prades en Tarragona ofrecen múltiples posibilidades, aunque todas tienen en común la preciosa localidad de Ullsdemolins. Una opción muy recomendable es dar la vuelta al Parque Natural de Montsant, su vía va por el borde de los grandes riscos de las montañas, a través de caminos centenarios como el Camino de los Cartujos.

Siguiendo este recorrido se puede visitar la Cartuja de Escaladei y ermitas emblemáticas ubicadas en lugares cargados de espiritualidad. También se puede subir a la sierra de la Llena, donde disfrutar de unas extraordinarias vistas del desfiladero de Fraguerau; todo, siguiendo el curso del río Montsant, cruzado por puentes y pasarelas.

Por el Valle de Arán

Casi en la frontera con Francia se encuentra la región del Valle de Arán, un lugar privilegiado tanto para los amantes del senderismo como del cicloturismo y del BTT. Existen diferentes rutas homologadas y accesibles para todos los niveles. A lo largo de más de 400 km señalizados se pueden encontrar rutas tanto para los que quieren disfrutar de un contacto directo con la naturaleza y de la riqueza cultural y patrimonial de Arán, como para los más exigentes, que encontrarán itinerarios técnicos, largos descensos y grandes desniveles. Para quienes prefieran decantarse por el cicloturismo existen hasta siete puertos de montaña señalizados que permiten disfrutar de las mejores vistas panorámicas del Valle de Arán.

Entre los diferentes itinerarios que se pueden realizar BungalowsClub recomienda la ruta temática conocida como Pedales de Fuego, un recorrido en bicicleta de montaña por el perímetro del Parque Nacional de Aigüestortes que se puede realizar de forma más suave a lo largo de 6 etapas y con la compañía de un guía o proponiéndose el reto de hacerlo a lo largo de tres días.

 

Resumen
Título
Siete rutas ciclistas para disfrutar del otoño
Descripción
Siete rutas ciclistas para disfrutar del otoño. Desde el Delta del Ebro a la Bahía de Cádiz, pasando por entornos de montaña como Peguerinos o marinos como Comillas.
Autor