En España disponemos durante todos los días del año de una gran variedad de frutas, con los máximos niveles de calidad y seguridad, con deliciosos aromas y sabores, y múltiples propiedades como sus vitaminas, minerales, fibra y agua.

Un alimento que puede consumirse de mil maneras: al natural, en zumos, compotas, mermeladas, macedonias, ensaladas, cremas, purés, brochetas, tortillas, salsas, pistos… En realidad, su consumo depende básicamente de nuestra imaginación, siguiendo siempre la recomendación de comer cinco piezas al día.

Y, dada la versatilidad de estos alimentos en su utilización en la cocina, la marca TAISI, dedicada a la fabricación de conservas de frutas con productos como fruta confitada, almíbares, mermeladas y rellenos, convoca anualmente el Concurso de Recetas Taisi Pasión por la Fruta, un certamen con el que se pretende fomentar la innovación y la creatividad y premiar la habilidad de los futuros profesionales de las escuelas de hostelería, heladería, bombonería, panadería, pastelería y confitería, a la hora de elaborar platos como esta Tapa de queso y vino en croqueta, una receta de Rubén Martínez Durán, del IES de Pravia (Pravia).

Tapa de queso y vino en croqueta

INGREDIENTES

  • 250 ml leche
  • 75 g queso cabrales
  • 40 g harina de trigo
  • 3 cucharadas mermelada de garnacha Taisi
  • 2,5 cucharadas de aceite
  • Pan rallado
  • Huevos
  • Aceite para freír

ELABORACIÓN

Se inicia la preparación de la bechamel calentando en un cazo la leche y el queso. Remover a fuego lento hasta que el queso se mezcle bien con la leche. Reservar manteniendo la mezcla caliente.

En un cazo, calentar el aceite e incorporar la harina poco a poco, cocinándola durante unos 3 minutos sin dejar de remover. Incorporar la mezcla caliente de leche y queso. Remover y hervir a fuego lento durante 15 minutos.

Incorporar la mermelada y mezclar bien, removiendo durante 1 minuto. Salpimentar y dejar enfriar.

Dar forma a las croquetas y empanarlas pasándolas por pan rallado, huevo y, nuevamente, pan rallado. Freír en abundante aceite caliente (a 160 °C) hasta que estén doradas.

Presentación. Dado que se trata de una tapa, se presentan dos o tres unidades en un plato rectangular pequeño, adornado con algún tipo de vegetal de color vivo, como bastones de zanahoria y perejil muy picado, y bañadas con un hilo de mermelada de Garnacha Taisi, que representa el vino que suele acompañar a una tapa de queso.

Resumen
Nombre receta
Tapa de queso y vino en croqueta
Publicado el...
Calificación
5 Based on 1 Review(s)
Tapa de queso y vino en croqueta
75%Nota Final
Puntuación de los lectores 1 Voto
57%