El Consejo de Ministros celebrado el pasado viernes aprobó 16 Planes de Gestión de Riesgo de Inundación (PGRI) correspondientes al periodo 2016-2021, que en total suman más de 1.000 medidas a ejecutar, con una inversión de 800 millones de euros.

A propuesta del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente y del Ministerio del Interior, el Consejo de Ministros aprobó el pasado viernes 16 Planes de Gestión de Riesgo de Inundación, entre ellos todos los pertenecientes a las demarcaciones hidrográficas competencia del Estado (12), además de cuatro de competencia autonómica (Galicia Costa, Tinto-Odiel-Piedras, Guadalete-Barbate y Cuencas Mediterráneas Andaluzas).

Estos planes tienen por objetivo reducir los riesgos de inundación y los efectos adversos que producen tanto sobre las personas como sobre los bienes y propiedades. Además, se han elaborado teniendo en consideración la variable del cambio climático, por sus potenciales efectos, también en este ámbito, en el futuro.

Directiva europea

Con la aprobación de estos planes España acompasa el ritmo de gestión del riesgo de inundación al del resto de países europeos. La Unión Europea aprobó la Directiva de Inundaciones que establece la obligación, para todos los Estados Miembros, de aprobar un plan de gestión de riesgo de inundaciones para cada una de las demarcaciones hidrográficas, unos planes que deben contener las medidas, consensuadas y priorizadas por las distintas Administraciones y aprobadas con el máximo acuerdo, que contribuirán a minimizar los efectos negativos de las inundaciones.

En concreto, hay cuatro grandes grupos de medidas, que abarcan todas las fases de la gestión del riesgo: prevención, protección, preparación y recuperación.

  • PREVENCIÓN. En materia de prevención, se trata de medidas diseñadas para anticiparse al problema. Por ejemplo, promoviendo programas de conservación y mantenimiento de cauces y del litoral. Además, los planes incluyen la elaboración de estudios sobre los efectos del cambio climático en cuanto al riesgo de inundación.
  • PROTECCIÓN. En el ámbito de la protección, estos planes recogen las actuaciones materiales que ayudan a disminuir la peligrosidad de las avenidas, modificando las zonas inundables o los caudales que discurren por los ríos. Se trata de proyectos de restauración fluvial, de actuaciones coordinadas con la gestión de los embalses en situación de avenidas, de infraestructuras de defensa frente a las inundaciones o de obras en carreteras y líneas de ferrocarril.
  • PREPARACIÓN. Los planes también contemplan medidas de preparación ante un episodio de inundación, mediante la mejora de los sistemas de alerta, tanto meteorológica (AEMET) como hidrológica (organismos de cuenca), el refuerzo de los protocolos de comunicación entre Administraciones y sectores afectados, o también el establecimiento de protocolos de comunicación, fijándose por primera vez la actuación coordinada entre la Unidad Militar de Emergencias (UME) y los organismos de cuenca (Confederaciones Hidrográficas).
  • RECUPERACIÓN. Por último, se establecen medidas de recuperación, a desarrollar después de un episodio de inundación, con el fin de restablecer la normalidad lo antes posible. Medidas como las relativas a la aplicación de los seguros [en coordinación con el Consorcio de Compensación de Seguros y la Entidad Estatal de Seguros Agrarios] o a la ejecución de obras de emergencia para restaurar elementos afectados.

En total, los 12 planes de competencia estatal aprobados suman más de 1.000 medidas a ejecutar, con una inversión de 700 millones de euros, a los que hay que añadir otros 100 millones de euros correspondientes a las medidas incluidas en los 4 planes intracomunitarios. Estas inversiones están incluidas en los programas de medidas de los Planes Hidrológicos de cuenca aprobados la semana pasada.

Resumen
Título
1.000 medidas para prevenir los riesgos de inundación
Descripción
El Consejo de Ministros celebrado el pasado viernes aprobó 16 Planes de Gestión de Riesgo de Inundación (PGRI) correspondientes al periodo 2016-2021, que en total suman más de 1.000 medidas a ejecutar.
Autor