Una treintena de artistas de la localidad murciana de Cartagena se han sumado a ‘La Mar de Arte’, una de las secciones del festival ‘La Mar de Músicas 2011’ -que este año tiene como artista invitado a Italia- plasmando sus creaciones gráficas sobre piezas de canelones, la conocida pasta alimentaria italiana. La exposición, titulada Canelonia, […]

Una treintena de artistas de la localidad murciana de Cartagena se han sumado a ‘La Mar de Arte’, una de las secciones del festival ‘La Mar de Músicas 2011’ -que este año tiene como artista invitado a Italia- plasmando sus creaciones gráficas sobre piezas de canelones, la conocida pasta alimentaria italiana.

La exposición, titulada Canelonia, será inaugurada mañana 9 de julio en ‘La Ventana de Gras’, una galería fundada por fotógrafos profesionales. Una divertida propuesta artístico gastronómica en la que 34 artistas locales han decidido intervenir sobre los clásicos y populares canelones, decorando su superficie o rellenándolos de óleo, ceras, lápices de colores, fotografías o cualquier otro elemento gráfico, dando lugar a un total de 72 obras.

Si Rossini creó los cannelloni, Canelonia los reinventa

La muestra resultante estará expuesta hasta que las pastas aguanten. Una exposición colectiva, pequeña, amena y con sustancia. Si Rossini inventó los cannelloni (trufa, parmesano, foie-gras, bechamel y vino dulce), en Cenelonia los reinventan rellenándolos de arte.

Según explicaba en el acto de presentación del festival la concejala de Cultura, Rosario Montero, «Canelonia se suma a las exposiciones de Nino Migliori, Gabriele Basilisco, Botto y Bruno y Pesce Khete, para dar una visión plural y global de la Italia artística del siglo XXI”.

La programación se completa con otras actividades que se expondrán en el Palacio Consistorial, la muralla bizantina y el Centro Cultural. En el Palacio Consistorial se podrán ver los trabajos de uno de los mejores fotógrafos documentales italianos Gabrielle Basilisco y en la sala de exposiciones del Palacio de Molina se inaugurará la exposición del fotógrafo Nino Miglioro, uno de los protagonistas del neorrealismo italiano.