El Grupo de Ciudades Patrimonio de la Humanidad, todas ellas inscritas en la privilegiada Lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO, promueve la iniciativa ‘Los Pilares del Gusto’, con la que quieren vincular a su potente entidad histórica y monumental el inmenso acervo culinario que individual y colectivamente contiene cada ciudad.

Como, por ejemplo, la propuesta de Ávila, que de la mano de la cocinera Isidora Beotas Lalaguna propone este sabroso Caramelo de Avileño con kikos y aceite de guindillas. Junto a su marido, Isidora Beotas lleva más de veinte años al frente de uno de los establecimientos más emblemáticos de la ciudad amurallada, El Almacén. A ella se debe, en buena medida, la innovación culinaria de Ávila.

Ingredientes

Por persona

  • 200 g de tiras de solomillo
  • Una cucharada de aceite de sésamo
  • Dos cucharadas de azúcar moreno
  • Una cucharada de azúcar blanco
  • Media cucharada de soja
  • Media cucharada de mirim
  • Unas gotas de vinagre de yema
  • 60 g de kikos triturados con sal
  • Aceite de guindillas
  • Sal
  • Pimienta

Elaboración

Saltear el solomillo en el aceite de sésamo con sal y pimienta. Al oscurecer un poco, agregar los dos tipos de azucares. Caramelizar añadiendo soja y vinagre hasta la reducción.

Para la presentación, colocar la carne elaborada en un aro en el centro del plato. Añadir los kikos triturados por encima (no muchos). Poner unas gotas de aceite de guindillas sobre la carne. Pintar el plato (discretamente) con el mismo aceite.

Patrimonio Mundial de la UNESCO

Alcalá de Henares, Ávila, Baeza, Cáceres, Córdoba, Cuenca, Ibiza/Eivissa, Mérida, Salamanca, San Cristóbal de la Laguna, Santiago de Compostela, Segovia, Tarragona, Toledo y Úbeda. Son el Grupo de Ciudades Patrimonio de la Humanidad, quince privilegiadas localidades unidas artística y culturalmente.

Las ciudades que forman la asociación, todas ellas inscritas en la privilegiada Lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO, convencidas de la relevancia de sus cocinas locales, han decidido promocionar el inmenso acervo culinario que individual y colectivamente contienen, vinculándolo a su potente entidad histórica y monumental.

Con la iniciativa Los Pilares de Gusto se procede a significar la dimensión gastronómica de estas poblaciones únicas, que es sustancia y referencia inseparable de su propia herencia cultural. La riqueza de un conjunto histórico estriba en su individualidad y diferencia, lo que coincide con las esencias culinarias locales, fieles a la tradición, aunque actualizadas como corresponde a la dinámica de los tiempos.

Resumen
Nombre receta
Caramelo de Avileño con kikos y aceite de guindillas
Publicado el...
Calificación
no rating Based on 0 Review(s)