España ocupa un lugar predominante como primer productor y exportador mundial de aceite de oliva. La gran diversidad de variedades de aceituna a lo largo y ancho del territorio nacional da lugar a una gama de aceites de oliva única en el mundo y de la más alta calidad.

Aceites de una gran calidad, con excelentes características de sabor y aroma, que en la cocina colaboran a la elaboración de platos como esta Crema helada de aceite de oliva virgen extra hojiblanca, miel, flores y polen, una receta ofrecida por Aceites de Oliva de España, la Interprofesional del sector.

Crema helada de aceite de oliva virgen extra hojiblanca, miel, flores y polen

INGREDIENTES

Para el helado de aceite de oliva virgen extra

  • 125 ml leche
  • 30 g miel
  • 10 g leche en polvo
  • 12 ml aceite de oliva virgen extra variedad Hojiblanca

Para el aire de hierba luisa y jengibre

  • 500 ml agua
  • 10 g hierba luisa
  • 5 g jengibre pelado
  • 3 g lecitina de soja

Para el crujiente de miel

  • 100 g azúcar
  • 35 g glucosa
  • 15 ml agua
  • 20 g miel
  • 5 g bicarbonato sódico

Para el acabado

  • Flores de pensamiento
  • Polen en grano

ELABORACIÓN

Para el helado de aceite de oliva virgen extra. Calentar la leche con la miel a 80 ºC. Añadir la leche en polvo y enfriar. Emulsionar con la ayuda de una batidora de brazo añadiendo el aceite poco a poco. Mantecar con la heladora. Guardar en el congelador.

Para el aire de hierba luisa y jengibre. Infusionar el agua con la hierba luisa y el jengibre a 80 ºC durante 2 horas. Colar y enfriar. Añadir la lecitina y montar con una batidora de brazo hasta obtener un aire.

Para el crujiente de miel. Hacer un caramelo rubio con el azúcar, la glucosa, el agua y la miel. Añadir el bicarbonato y mezclar con varillas. Dejar subir y volcar en una bandeja honda con papel sulfurizado en la base. Dejar enfriar y cortar en trozos

Presentación. Repartir en la base del plato el crujiente de miel. Colocar una bola de helado encima. Espolvorear con polen. Poner una cucharada de aire y acabar con unos pétalos de flores.

Los tipos de aceite de oliva

En el mercado se pueden encontrar tres categorías comerciales o tipos de aceites de oliva diferentes: aceite de oliva virgen extra, aceite de oliva virgen y aceite de oliva. Todos ellos son una fuente de ácidos grasos monoinsaturados, lo que los convierte en uno de los alimentos más sanos, imprescindibles en cualquier dieta saludable. Los vírgenes y vírgenes extra aportan, además, antioxidantes naturales (polifenoles de los aceites de oliva y vitamina E), motivo por el que la ciencia médica los considera como los aceites más saludables.

ACEITE DE OLIVA VIRGEN EXTRA: 100% zumo de aceituna. Son aceites que se obtienen de aceitunas en su momento óptimo de maduración, y solo por procedimientos mecánicos. Son aceites de máxima calidad, libres de defectos, por eso tienen excelentes características de sabor y aroma, un deleite para los sentidos.

ACEITE DE OLIVA VIRGEN: proceden también de zumo de aceituna 100%, y poseen notables características de sabor y aroma. No obstante, no llegan al nivel de excelencia de los aceites virgen extra. Comparten con estos su capacidad antioxidante y su riqueza en ácidos grasos monoinsaturados.

ACEITE DE OLIVA: son aceites que contienen exclusivamente una mezcla de aceites de oliva refinados y vírgenes o vírgenes extra en una proporción variable. Los aceites de oliva refinados se obtienen a partir de aceites vírgenes que no han alcanzado los altos niveles de calidad que se exige a los vírgenes y vírgenes extra. Comparten con estos su alto contenido en ácidos grasos monoinsaturados, fundamentales en una dieta sana.

Resumen
Nombre receta
Crema helada de aceite de oliva virgen extra hojiblanca, miel, flores y polen
Publicado el...
Calificación
5 Based on 2 Review(s)
Crema helada de aceite de oliva virgen extra hojiblanca, miel, flores y polen
79%Nota Final
Puntuación de los lectores 0 Votos
0%