Cuando no se tiene tiempo para cocinar, o simplemente no apetece cocinar, el 43 % de los españoles opta por los platos preparados, frente al 31 % que prefiere pedir algún tipo de  comida a domicilio, o al 24 % que, directamente,  se decanta por salir fuera de casa y comer en un restaurante.

Al menos así se deduce de un reciente informe realizado por la Asociación Española de Fabricantes de Platos Preparados (ASEFAPRE) que indica que en casi la mitad de los casos (el 43 %) esta opción se convierte en la elegida para quienes quieren celebrar fiestas como la Navidad en el hogar con una comida a la altura de este tipo de celebraciones.

“Los platos preparados nos permiten disfrutar de un exquisito menú con la tranquilidad de que todo va a estar perfecto sin necesidad de dedicarle tiempo a la cocina. En Navidad, el trabajo en la cocina para tener comidas y cenas a punto y la responsabilidad de que todo esté perfecto, pueden ser sustituidos por los platos preparados, que te permiten disfrutar de la familia y de las fiestas sin prisas ni agobios”, explica Álvaro Aguilar, secretario general de ASEFAPRE”.

Menú para no cocinar

Y es que, desde el aperitivo a los postres, la variedad de propuestas es extensa con originales entrantes o platos principales a base de marisco,  carne o pescado que están listos para ser consumidos en pocos minutos.

Para comenzar la celebración de forma original, este año se ha comenzado a comercializar una nueva gama de croquetas de frutas exóticas, de guaraná y espirulina, o de gin tonic, muy sorprendentes. Para quienes prefieran  lo clásico, pero con diferentes presentaciones, también están disponibles tapas de piruletas de langostinos, o los bocados de queso o de verduras en diversos formatos, entre otras muchas propuestas.

Para el primer plato, desde la apuesta segura de los langostinos para ser consumidos en forma de cóctel o ensalada, hasta un plato de gulas elaboradas con ajo guindilla y gambas, o una bullabesa, un tradicional plato de cuchara a base de distintos tipos de pescado y marisco que se presenta lista para calentar y servir.

Y de plato fuerte, muslo de pato en confit o roti de pollo relleno de jamón y queso son algunos de los platos preparados que tan sólo hay que calentar en el microondas, en la sartén o el horno. Y si se opta por el pescado, la merluza al vapor siguiendo una de las grandes recetas tradicionales de la cocina española —la salsa riojana en su punto de cocción—, estará en la mesa en tan  solo cinco minutos.

Finalmente, para acompañar al turrón, profiteroles rellenos de nata o trufa o leche frita son los postres de siempre con el equilibrio justo entre sabor y tradición.

Resumen
Título
Cuando no queremos cocinar, ¿qué alternativas manejamos?
Descripción
El 43% de los españoles opta por los platos preparados cuando no tiene tiempo para cocinar, frente al 31% que pide comida a domicilio o al 24% que se decanta por un restaurante.
Autor