Cambia el tiempo y las comidas fresquitas relevan a los platos más contundentes de otras épocas del año, con los helados como protagonistas indiscutibles. Pero este verano, además, un tipo concreto de helado, que durante todo el año se ha convertido en tendencia, parece imponerse: los helados japoneses.

“Este año la gente ha empezado a apostar por un estilo de helado más arriesgado, los helados japoneses. Frente al gran omnipresente helado italiano con su sabor delicado y textura suave ahora están al alza los helados japoneses, que traen sabores más intensos… vemos claramente que los paladares están yendo más allá del mediterráneo y, dado que la tendencia del año ha sido el té matcha, su versión en forma de helado es ya un imprescindible.”, afirma Francisco Rábano, director de Yelp en el sur de Europa.

Y es que durante todo este año efectivamente se ha hablado, y mucho, sobre el té matcha. Se han comentado sus beneficios para la salud, gracias a la cantidad de vitaminas que lleva, o su éxito entre las celebrities de todo el mundo, pero, además de ello, otro punto a su favor es su versatilidad. Una de las opciones, por supuesto, es tomarlo en bolas de helado.

En Madrid

En Madrid una de las heladerías referente, Mistura, tiene entre sus fuertes este tipo de helado que se puede combinar con otros sabores para darle un mayor gusto.

El helado de té verde matcha también se puede encontrar en Sushita Café, en este caso con un toque más tradicional, ya que le incorporan stracchiatella, lo que le confiere un sabor excelente con lo mejor de la heladería japonesa y el toque italiano del helado de siempre.

Mikado también es un buen lugar para disfrutar de este helado de té verde. Desarrollan la cocina japonesa más tradicional, es uno de los restaurantes japoneses más antiguos de Madrid, con más de 40 años de experiencia ofreciendo comida del país nipón.

Una de las cualidades de los helados japoneses es que no se limitan a los sabores que barajamos en Occidente habitualmente. De esta manera, podemos encontrar sabores más arriesgados, como el helado de wasabi de 99 Sushi Bar, otro magnífico rincón dedicado a la cocina japonesa.

En Barcelona

En Barcelona también se pueden encontrar estupendos helados de té verde en rincones con lo mejorcito de la cocina japonesa. Por ejemplo, en Futami, donde lo suyo es disfrutarlo después de su rico sushi.

O en la heladería japonesa Kakigori, cuyo famoso helado de nieve japonés se realiza con una base de hielo, pero se eleva a la categoría de los mejores helados gracias a sus posibilidades, con siropes de mil colores.

Resumen
Título
Helados japoneses, una propuesta original y muy fresquita
Descripción
Este verano, un tipo concreto de helado que durante todo el año se ha convertido en tendencia parece imponerse: los helados japoneses.
Autor