Puente de unión entre dos continentes, Europa y África, punto de encuentro entre el Atlántico y el Mediterráneo, y más tarde puerto de llegada de las novedades procedentes de América, la milenaria historia de Andalucía ha dejado en herencia un inmenso legado cultural, en el que la gastronomía juega un importante papel.

Comer bien en Andalucía es fácil. Los excelentes productos autóctonos que proporciona su geografía diversa y su clima, junto con el legado histórico dejado por los pueblos que habitaron esta tierra, han puesto sobre el mantel una gastronomía rica y variada sin parangón. El Guadalquivir ha creado un valle fértil, a quién da su nombre, y constituye junto a su afluente, el río Genil, el eje fundamental que configura físicamente a Andalucía. Desde su nacimiento en el Este, en la Sierra de Cazorla, a su desembocadura en el poniente, junto a las marismas del Parque Doñana, el Guadalquivir es fuente de vida para un gran número de ricos productos en el territorio que el río atraviesa.

La cocina tradicional andaluza tiene rango de arte culinario autóctono. Del mar, de la huerta, de caza, de la granja… por no hablar de sus excelentes dulces y postres. Platos heredados de generación en generación, basados en la saludable dieta mediterránea, que toman los sabores y aromas de los productos del campo, del mar y de la montaña, los riegan con aceites de oliva con denominación de origen y los acompañan con el magnífico vino andaluz.

Una cocina viva, llena de sabores y aromas, como esta Tortilla de Collejas, una receta típica de la localidad malagueña de Humilladero ofrecida por Turismo de Andalucía.

Tortilla andaluza de collejas

INGREDIENTES

Para 4 personas

  • 1 kg de collejas silvestres
  • 4 huevos
  • 6 dientes de ajo
  • Una pizca de comino
  • Sal y pimienta
  • Aceite de oliva virgen extra
  • 1 tomate
  • Brotes mixtos

ELABORACIÓN

Antes de nada revisamos bien las collejas, les quitamos las hojas secas o amarillentas y separamos las hojas de los tallos más duros, que apartamos. Luego las lavamos bien en abundante agua fría y dejamos que escurran.

En una olla ponemos un poco de agua, de modo que solo cubra el fondo, con un pellizco de sal. Calentamos y cuando esté el agua hirviendo añadimos las collejas, removiéndolas para que se pongan todas en contacto con el agua caliente. Dejamos a fuego muy suave unos 2 o 3 minutos. Pasado ese tiempo las sacamos, escurrimos y pasamos por abundante agua cuanto más fría mejor. De nuevo dejamos escurrir bien.

Por otro lado pelamos los ajos y los ponemos en un mortero junto con un poco de comino, unos granos de pimienta y una pizca de sal. Machacamos bien, añadimos un poco de aceite de oliva y removemos para hacer una pasta.

Aparte ponemos una sartén a calentar, añadimos el majado de ajos, comino, pimientas y aceite y las collejas y dejamos saltear un poco.

En un bol batimos los huevos bien y añadimos todo el salteado de las collejas y el majado ya sofrito y lo mezclamos bien con los huevos batidos.

Echamos los huevos y las collejas en la sartén, dejamos que compacte por abajo y le damos la vuelta con un plato o haciendo saltar la tortilla en la sartén para que compacte por el otro lado.

Cuando esté dorada por ambas partes servimos acompañada de la ensalada de brotes y rodajas de tomate fresco.

Tortilla andaluza de collejas
79%Nota Final
Puntuación de los lectores 0 Votos
0%
Resumen
recipe image
Nombre receta
Tortilla andaluza de collejas
Publicado el...