Los últimos datos de consumo ‘La alimentación mes a mes’, publicados por el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente indican que en el año móvil de julio 2011 a junio 2012, los hogares españoles han incrementado en un 1,4 por ciento el gasto total en alimentación respecto al mismo periodo del año anterior, por […]

Los últimos datos de consumo ‘La alimentación mes a mes’, publicados por el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente indican que en el año móvil de julio 2011 a junio 2012, los hogares españoles han incrementado en un 1,4 por ciento el gasto total en alimentación respecto al mismo periodo del año anterior, por un total de 67.692 millones de euros.

Este incremento está motivado por el fortalecimiento del precio medio de compra de los alimentos, que asciende en un 0,4 por ciento y, especialmente, por el consumo que en ese periodo de julio 2011 a junio 2012 también aumenta en un 1,0 por ciento.

De estos datos se deduce que el gasto por persona se incrementó un +1,0% y el consumo per cápita también se reforzó en un 0,6 por ciento, situándose a año móvil Junio 2012 en 661,01 Kg. Lt/Kg por persona y año.

Aumentan la carne congelada, fruta, hortalizas y arroz

Entre los productos cuyo consumo ha crecido este último año móvil destaca la carne, que se incrementa en un 2,4 por ciento, debido al aumento de la carne congelada (+7,7 por ciento), la carne transformada (+3,3 por ciento) y la carne fresca (+2,2 por ciento). Destaca sobre todo el crecimiento de las variedades de pollo (+2,7 por ciento) y de cerdo (+1,1 por ciento).

El estudio también constata un incremento en el consumo de hortalizas que asciende un 2,5 por ciento, especialmente las variedades de pimientos (+7,4 por ciento), tomates (+3,4 por ciento), judías verdes (+2,1 por ciento) y las coles (+1,1 por ciento). Las patatas frescas, por otra parte, mantuvieron prácticamente las mismas cifras de consumo en este último año móvil (+0,5 por ciento).

Otro de los productos que muestra una mayor presencia en el hogar es la fruta fresca cuyo consumo se incrementa en un 2,9 por ciento. En este apartado destaca el fuerte aumento de la sandía (+8,4 por ciento), el melón (+6,3 por ciento), los plátanos (+6,8 por ciento) y los cítricos (+3,0 por ciento). Por el contrario cae el consumo de las cerezas (-20,8 por ciento), las ciruelas (-11,2 por ciento) y los melocotones, cuyo consumo desciende un 15,9 por ciento.

También se incrementa el consumo de arroz en los hogares en un 1,7 por ciento. No así la pasta que cae un 1,7 por ciento, ni las legumbres que sufren un descenso del 0,5 por ciento.

Descienden los pescados y la leche

Entre los consumos que descienden destaca el de productos de la pesca que se ha debilitado en un 0,7 por ciento debido a la reducción del consumo de pescados (-1,3 por ciento) y del marisco/molusco/crustáceo (-1,1 por ciento). Sólo las conservas de pescado/molusco aumentaron su consumo en un 2,0 por ciento.

En el ámbito del sector lácteo baja el consumo de leche líquida que desciende en un 0,7 por ciento. Aumenta, sin embargo la compra de derivados lácteos en los hogares (+3,8 por ciento), destacando los bifidus + leches fermentadas (+3,0 por ciento), el yogurt (+2,8 por ciento) y el queso (+1,5 por ciento).
En cuanto al aceite su consumo se estabiliza como consecuencia del descenso de la variedad oliva (-0,7 por ciento), el mantenimiento de girasol (+0,1 por ciento) y el crecimiento del resto de aceites (+24,6 por ciento).

El consumo en junio de 2012

Además del análisis del año móvil julio 2011 a junio de 2012, el último estudio “La alimentación mes a mes”, desglosa los datos de junio 2012, mes en el que las cifras de consumo alimentario crecieron con fuerza, constatándose un incremento del 6,2 por ciento. El crecimiento en valor ha sido más contenido, alcanzando el 3,9 por ciento, dado que se mantuvo, por segundo mes consecutivo, el descenso de los precios medios de los alimentos del 2,2 por ciento.

Se incrementan las bebidas

Si bien el incremento del consumo de alimentos en el mes de Junio ha sido generalizado, cabe destacar el consumo de bebidas. Se incrementó especialmente el total de vinos y espumosos ascendiendo un 22,1 por ciento a causa del importante aumento de los vinos sin DO. (+37,9 por ciento), mientras que los vinos tranquilos con DO y los espumosos mostraron crecimientos más moderados (+6,8 y +3,6 por ciento, respectivamente).

También aumentó la compra de agua envasada (+12,4 por ciento), la cerveza (+12,5 por ciento), las bebidas refrescantes y gaseosas (+9,1 por ciento), los zumos y néctares (+3,4 por ciento) y las bebidas alcohólicas de alta graduación (+1,1 por ciento).

Más fruta y pan

El consumo de fruta fresca en los hogares aumentó un 8,3 por ciento durante el mes de Junio de 2012, sobre todo la fruta de verano: sandía (+40,4 por ciento), los albaricoques (+22,1 por ciento) y el melón (+15,2 por ciento).  
Se observaron, sin embargo, descensos en las ciruelas (-29,7por ciento), los melocotones (-17,8 por ciento) y las cerezas (-12,6 por ciento). También se incrementó el consumo del pan con un ascenso del 7,1 por ciento.

En carne fresca aumentó igualmente el consumo en un 2,6 por ciento, en relación con Junio 2011. Esto se debió al incremento de la carne de pollo (+4,0 por ciento), de cerdo (+3,6 por ciento) y de ovino/caprino (+2,3 por ciento). Sólo la carne de vacuno descendió un 2,7 por ciento.

El consumo de pescado se mantuvo estable en el hogar (+0,5 por ciento), como resultado de la compensación entre la fuerte caída del pescado congelado (-9,0 por ciento) y el crecimiento del pescado fresco (+3,0 por ciento). Por su parte, el marisco/molusco/crustáceo creció un 3,2 por ciento.

Características técnicas del Panel de Consumo en hogares

El Panel de Consumo de Alimentación en el Hogar que elabora el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente tiene como objetivo determinar a nivel nacional la demanda real de productos alimenticios, además de poder ofrecer al sector agroalimentario un potente instrumento de análisis.

En la actualidad, la muestra se compone de 12.000 hogares, a los cuales se les facilita un scanner o lector óptico y un catálogo de productos (para los productos sin EAN). Su colaboración mediante el encargado de realizar las compras en el hogar, se basa en anotar estas diariamente, quedando de esta forma registrada automáticamente toda la información.

{jathumbnail off}