La pasta es uno de los productos preferidos en todo el mundo. Aunque se trata de uno de los alimentos más ancestrales y se desconoce su origen, probablemente ligado al propio desarrollo de la agricultura —se trata simplemente de mezclar un cereal con agua—, es un producto que puede encontrarse en las cocinas populares de muchos países y culturas.

Cuenta la leyenda que fue Marco Polo quien trajo la pasta a Europa desde China, en uno de sus viajes, aunque algunas referencias históricas aseguran que ya con anterioridad se elaboraban en la ciudad italina de Pisa los vermicelli, muy similares a los spaghetti, aunque algo más finos.

Aunque la pasta ha sido asumida en los recetarios tradicionales de muchos países, Italia sigue siendo el país donde más se consume y el mayor productor del mundo, con empresas como Barilla, grupo de alimentación italiano con sede en Parma Italia, fundado en 1877 por Pietro Barilla, líder mundial en el mercado de la pasta fresca con productos que dan lugar a recetas tan apetitosas como estos Fusilli con colas de langostinos y espinacas. El bogavante es uno de los crustáceos más deliciosos y, combinados con las alcachofas, hacen de esta receta un plato realmente excelente.

Fusilli con colas de langostinos y espinacas

INGREDIENTES

  • Fusilli: 350 g
  • Espinacas frescas: 150 g
  • Nata: 100 g
  • Tomates frescos: 100 g
  • Ajo: 2 dientes
  • Colas de langostinos: 12
  • Aceite de Oliva Virgen Extra: 4 cucharadas
  • Parmigiano Reggiano: 1 cucharada
  • Sal y pimienta blanca: la cantidad necesaria

ELABORACIÓN

Deshojar las espinacas y lavarlas repetidamente con agua del grifo, cortarlas en juliana.

Escaldar y pelar los tomates, retirarles las semillas y el agua de vegetación, y cortarlos en cubitos.

Pelar los langostinos y cortarlos en trocitos.

Calentar en una sartén el aceite y el ajo pelado. Añadir los langostinos y rehogarlos rápidamente durante unos segundos. Salpimentar al gusto, retirarlos de la sartén y mantenerlos calientes.

Volver a poner la sartén al fuego intenso, cocer las espinacas durante algunos segundos, añadir la nata y el tomate y reducirlo todo.

Mientras tanto, cocer los Fusilli Barilla en abundante agua con sal, escurrirlos y verterlos en la sartén. Mezclar bien y añadir el parmesano.

Notas de cocina. Si se quiere utilizar las cabezas de las gambas como guarnición del plato, escaldarlas en la sartén junto con las colas, tal y como se ha descrito, y colocarlas en el plato. Al comprar las espinacas elegir las de hojas frescas, abundantes, que no estén estropeadas. Para este plato bastante estructurado, con tendencia dulce, se aconseja un vino blanco, con base alcohólica ligera, espumoso, de acidez fresca, como un Spumante Brut Franciacorta o un Riesling Renano Colli Orientali.

Resumen
Nombre receta
Fusilli con colas de langostinos y espinacas
Publicado el...
Calificación
5 Based on 1 Review(s)
Fusilli con colas de langostinos y espinacas
79%Nota Final
Puntuación de los lectores 0 Votos
0%