Casi siete millones de personas en España conviven con perro y viajan al menos una vez al año con él —aunque la frecuencia media es de 3,95 viajes al año—, en la mayoría de los casos por disfrutar de su compañía en destinos rurales o de costa, con una duración media de la estancia de cinco noches y un gasto medio por noche de 72 euros, datos superiores a las medias del sector turístico general.

Son algunos de los datos que figuran en el estudio Hábitos del turismo con perro: la oportunidad dog-friendly para el sector del ocio y el turismo en España, realizado por Dog Vivant —empresa española que certifica a los locales en los que los perros son bienvenidos— y que confirma que en prácticamente la cuarte parte de los hogares españoles (24 %) se convive con al menos un perro, una tendencia al alza, como indica el hecho de que el número de perros censados aumenta cada año, con más de cinco millones de perros repartidos en 4,5 millones de hogares.

Pero, según este informe, el verdadero boom dog-friendly no se debe únicamente al número de mascotas existentes, sino a una evolución del modelo de tenencia en el que los perros se han convertido en un miembro más de la familia, motivo por el que cada vez más personas deciden viajar con sus perros.

Turismo con perro, turismo rentable

En este sentido, el estudio indica una serie de razones por las que el turismo dog-friendly es una opción rentable en España:

— Más de la mitad de las personas que conviven con perro viajan por lo menos una vez al año con él (el 65 %), lo que supone un volumen de casi 7 millones de viajeros con perro. Un gran nicho en crecimiento que ofrece una oportunidad al sector turístico que puede adaptar y ampliar sus servicios para favorecer los viajes dog-friendly.

— El 93 % de las personas que viajan con su perro lo hacen para disfrutar de su compañía, no como una obligación, por lo que busca destinos adaptados a sus necesidades. La frecuencia media de los viajes con perro es de 3,95 salidas al año, y hasta un 20 % viaja con su perro más de 6 veces al año. La duración media de las estancias con perro es de 5 noches, un dato por encima de la duración media de los viajes de turistas españoles que, según el INE, se sitúa en 4,06 noches.

— El gasto medio por noche que asumen los viajeros con perro es de 72,6 euros, un 23 % superior al gasto medio del viajero español 58 euros por noche. En cuanto al gasto medio total por persona y por viaje es de 238 euros, mientras que el de los viajeros con perro es de 361 euros (Datos INE).

— Los destinos rurales son los preferidos para el 55 % de los viajeros con perro, por lo que este público ofrece una gran oportunidad para este tipo de alojamientos. Le siguen los destinos de playa o costa, primera opción para el 36 % de los encuestados. A la mayoría de viajeros con perro no les supone ningún problema pagar un suplemento a los alojamientos dog-friendly. Estos pueden aplicar protocolos de limpieza más intensivos.

— Lo que más valora el viajero de los alojamientos turísticos es que su perro pueda dormir en la misma habitación, algo que consideran imprescindible. También valoran que el establecimiento se defina como dog-friendly y ofrezca información sobre su política de acceso a clientes con perro.

— A la hora de planificar el viaje, el 79 % de los viajeros con perro utilizan principalmente fuentes online como webs especializadas dog-friendly, webs de reservas generalistas…, donde prestan especial atención a las recomendaciones y opiniones positivas de otros viajeros. Un dato importante si tenemos en cuenta que, según el 35 % de los alojamientos turísticos, los huéspedes con perro publican y recomiendan los establecimientos en internet por encima de la media.

— Los viajeros con perro son fieles. El 27 % de los alojamientos turísticos aseguran que este tipo de cliente repite estancia por encima de la media.

Resumen
Hábitos del turismo con perro en España
Título
Hábitos del turismo con perro en España
Descripción
Casi 7 millones de personas en España conviven con perro y viajan con él al menos una vez al año con él —la frecuencia media es de 3,95 viajes al año—, a destinos rurales o de costa, con una duración media de 5 noches y un gasto medio por noche de 72 euros.
Autor