El cocinero asturiano José Andrés, establecido en Estados Unidos y recientemente nombrado asesor gastronómico del centro Niemeyer de Avilés, participó ayer en una conferencia con motivo de la inauguración, el pasado viernes, de la exposición What’s Cooking, Uncle Sam? (Qué cocina el Tío Sam), que recoge cómo históricamente las decisiones de los gobernantes americanos han influido […]

El cocinero asturiano José Andrés, establecido en Estados Unidos y recientemente nombrado asesor gastronómico del centro Niemeyer de Avilés, participó ayer en una conferencia con motivo de la inauguración, el pasado viernes, de la exposición What’s Cooking, Uncle Sam? (Qué cocina el Tío Sam), que recoge cómo históricamente las decisiones de los gobernantes americanos han influido en la alimentación de América, una muestra que el chef espera traer también a España.

Organizada por The National Archives (Los Archivos Nacionales) la muestra estará abierta al público, hasta el próximo 3 de enero de 2012 en la sede de este organismo en Washington, acompañada de actividades paralelas de reflexión en torno a la cocina y la gastronomía.

La exposición reúne las historias y los personajes que se encuentran detrás de los cada vez más complejos programas y legislación que afectan a lo que se come en EE.UU., destacando los extraordinarios esfuerzos del gobierno federal, sus éxitos y fracasos para cambiar los hábitos alimenticios de ese país. Desde las raciones que se entregaban durante la Guerra de la Independencia hasta los intercambios culturales de la época de la guerra fría, descubre las múltiples formas en que la alimentación ha ocupado los corazones y las mentes de los estadounidenses y su gobierno.

Reflejo de una gran mezcla cultural

En su intervención, José Andrés alabó la cocina de Estados Unidos, destacando como reflejaba una realidad de gran mezcla cultural. “La gastronomía evoluciona con la sociedad. Yo dije una vez en un programa de televisión que el cocido español en el futuro se haría con yuca y mango, y recibí muchas críticas, pero es así como evoluciona la cocina”, explicaba el chef.

Jose Andrés, que recibió hace escasamente un mes el prestigioso premio al mejor chef del año en EEUU otorgado por la Fundación James Beard al “cocinero más influyente”, concluía su intervención destacando que “Esta exposición tiene que servir para que todo el mundo sepa lo importante que ha sido y es la comida: sus orígenes y su evolución”.