La Comisión Europea ha anunciado su intención de implantar medidas para la reducción de los residuos micro plásticos, que suponen un 85% de la basura marina, entre ellas las de restringir e incluso prohibir la utilización de artículos de un solo uso que estén fabricados con este material.

Un problema en el que la hostelería de toda Europa se ve implicada, al tratarse de uno de los mayores sectores productores de contaminación por desecho de este tipo de productos, que bien podrían ser sustituidos por otros elaborados con materiales ecológicos.

Por ello, Klimer, empresa especializada en suministros de hostelería y restauración ha empezado a sumar a su catálogo una interesante oferta de productos biodegradables pajitas y bolsas fabricadas con materiales vegetales y totalmente compostables, con las que, además de adelantarse a las futuras medidas europeas, pretende contribuir a la causa por evitar el daño producido en mares, océanos y zonas verdes.

La solución, artículos biodegradables

Cuidar el medio ambiente es labor de todos y lo cierto es que, con unos mínimos esfuerzos, todos, desde particulares hasta empresas, podemos ayudar a reducir el impacto medioambiental en nuestro entorno. En este sentido, las pajitas convencionales se han convertido en un verdadero enemigo para el medio ambiente, un problema que puede atajarse al sustituirlas por la nueva versión biodegradable fabricada con almidón de maíz (PLA), un material 100% vegetal. Estas pajitas compostables soportan hasta 40 ºC y son aptas para su uso en restaurantes, hoteles, servicios de take away, eventos al aire libre y coctelería, celebraciones en el hogar…

En cuanto a las nuevas bolsas biodegradables, están fabricadas con material Mater BI: una familia de bioplásticos completamente biodegradables y compostables con los que se realizan productos con un reducido impacto ambiental. Estas bolsas de basura de Klimer llevan una película transpirable que mantiene el desperdicio de comida más fresco y seco, reduciendo así el olor y creando una barrera testada que impide la acumulación de bacterias, virus, esporas y moho. Además, este tipo de material es resistente al peso y permite ser atado y levantado sin problemas.

Ambas soluciones son perfectas para sortear las prohibiciones de plásticos de un solo uso que se han planteado a nivel mundial. Están fabricadas a partir de plantas: natural, orgánico y respetuoso con el medio ambiente.

Resumen
Título
Nuevos artículos biodegradables para hostelería
Descripción
La Comisión Europea ha anunciado medidas para la reducción de los residuos micro plásticos, que suponen un 85% de la basura marina, entre ellas las de restringir e incluso prohibir la utilización de artículos de un solo uso.
Autor