A quienes les guste correr o caminar, y además les guste la buena cerveza, y como buenos deportistas estén buscando un nuevo desafío con un punto de algo extra, diferente, esta podría ser una de las mejores propuestas del año.

Y, es que, la Maratón de las Grandes Cervecerías Belgas, que se celebra en pleno corazón del país, entre Amberes y Bruselas, está pensado, precisamente, para todos aquellos a los que les apasiona correr o pasear, el patrimonio y la cerveza, en este caso la famosa cerveza belga, considerada como la mejor del mundo.

La Gran Maratón cervecerías 2017, que tendrá lugar el domingo 18 de junio, es un original evento que ofrece un desafío de resistencia sólida, combinado con lo mejor que Bélgica tiene que ofrecer, su cerveza. Los participantes —las inscripciones pueden realizarse ya a través de esta dirección— en una especie de divertido juego de descubrimiento, correrán o caminarán a través de algunas de las más icónicas fábricas de cerveza belga. Al igual que en la edición de 2016, la prueba ofrece la posibilidad de elegir entre dos distancias: 25 kilómetros o una completa maratón con sus 42 kilómetros.

Y, por si todo esto fuera poco, todos los que finalicen la prueba, en cualquiera de sus dos variantes, serán recompensados con una magnífica cesta de regalo, llena de la mejor cerveza del mundo. Un regalo perfecto para recuperar las fuerzas.

Cervezas y cervecerías belgas

Bélgica es un paraíso para los amantes de la cerveza, con más de 1.500 diferentes variedades, muchas de ellas con sus propias copas de cerveza personalizadas en las que sólo puede servirse esta bebida. Cada copa tiene la forma adecuada para mejorar el sabor de la cerveza para la que ha sido diseñada. Esta estricta distinción de cervezas puede parecer algo generalmente reservado para el esnobismo del vino, pero los belgas se toman su cerveza realmente en serio, y con razón.

Porque, nada menos que desde la Edad Media, Bélgica disfruta de una reputación única por sus cervezas especiales. Los conocedores y amantes de esta bebida eligen cervezas belgas por su variedad, sabor y carácter. Las opciones son infinitas: cerveza de frambuesa, cerveza blanca, cerveza de chocolate, cerveza Gueuze, cerveza de cereza, cerveza negra, cerveza trapense y, por supuesto, la cerveza por la que Bélgica es más famosa: la cerveza Lambic, que se hace al estilo de elaboración antiguo, con una fermentación espontánea para producir una bebida totalmente seca, profundamente agria y naturalmente efervescente que mejora con los años en la botella, al igual que el vino. De acuerdo con el reglamento de la Unión Europea, sólo puede ser producida en una pequeña área geográfica de Bélgica.

Resumen
Título
Preparando la Maratón de las Grandes Cervecerías Belgas
Descripción
La Maratón de las Grandes Cervecerías Belgas, entre Amberes y Bruselas, está pensado para todos aquellos a los que les apasiona correr o pasear, el patrimonio y la cerveza.
Autor