El consumo aparente —producto disponible para el consumo— de vino en España creció un +0,6 % en el TAM a noviembre de 2023 (periodo de doce meses, de diciembre 2022 a noviembre 2023), hasta los 9,70 millones de hectolitros, rompiendo con una racha interanual de trece meses en negativo.

Es la principal conclusión del reciente informe Análisis del consumo de vino en España a noviembre de 2023, elaborado por el Observatorio Español del Mercado del Vino (OeMv) en base a los datos ofrecidos por el INFOVI —sistema de Información Vitivinícola habilitado por la Agencia de Información y Calidad Alimentaria (AICA)—, que estima que este crecimiento se ha producido gracias a un gran mes de noviembre, el de mayor consumo en lo que va de 2023 (0,97 millones de hectolitros) y mayor subida porcentual (+21,9 %), lo que parece indicar que la tendencia negativa seguida durante 2022 después de la recuperación pospandemia ha finalizado.

Aumento del consumo de vino en España

En cualquier caso, según el OeMv “conviene aplicar un principio de prudencia, ya que estamos inmersos en una coyuntura comercial complicada (tensiones políticas, inflación, subida de costes, etcétera). En todo caso, los 9,70 millones hl registrados en el TAM Nov 2023 siguen muy lejos del récord histórico alcanzado justo antes de la crisis sanitaria, cuando se superaron los 11 millones hl en el TAM Feb 2020”.

Por canales, y según datos de Nielsen IQ para el TAM octubre-noviembre 2023, el consumo de vino en Alimentación cae cada vez menos en términos de volumen, en un canal que creció a un ritmo excepcional durante la pandemia (confinamiento domiciliario). A su vez, el crecimiento en Hostelería, canal muy afectado por las restricciones derivadas de la crisis sanitaria, se va suavizando. En ambos casos el valor de venta creció a muy buen ritmo, motivamos por unos precios más elevados. En cifras absolutas, el consumo de vino en Alimentación, principal canal de venta de vino en España, cayó un -2,3 % hasta los 4,06 millones de hectolitros, el menor descenso de los dos últimos años. Esta cifra sigue lejos de la registrada durante la pandemia, pero es muy similar a la alcanzada antes de la misma. Por su parte, el aumento en Hostelería fue del +0,7 % hasta los 2,14 millones de hectolitros, en este caso muy lejos aún de las cifras alcanzadas años atrás. Ambos canales registran el precio medio más alto de la serie histórica, con 4,25 euros/litro en Alimentación (+5 %) y 6,36 euros/litro en el caso de la Hostelería (+6,8 %), si no consideramos los efectos de la inflación.

Por productos, el vino con Denominación de Origen Protegida (DOP) ha cobrado bastante relevancia en los últimos años, y se ha consolidado como el más adquirido en España en ambos canales de manera destacada. La evolución reciente (TAM octubre-noviembre 2023) es sin embargo algo peor para el DOP que para el vino sin DOP/IGP. Todas las categorías de vino subieron de precio tanto en Alimentación como en Hostelería, en un periodo de fuerte presión inflacionista. Sin embargo, si descontamos los efectos de la inflación y calculamos los valores deflactados, comprobamos que todos los tipos de vino también subirían de precio, coincidiendo con la apuesta de muchas bodegas por el desarrollo de estrategias comerciales más enfocadas en incrementar las ventas y la cuota de vinos con mayor valor añadido.

Resumen
Los últimos datos de 2023 confirman un aumento del consumo de vino en España
Título
Los últimos datos de 2023 confirman un aumento del consumo de vino en España
Descripción
El consumo aparente —producto disponible para el consumo— de vino en España creció un +0,6 % en el TAM a noviembre de 2023 (periodo de doce meses, de diciembre 2022 a noviembre 2023), hasta los 9,70 millones de hectolitros, rompiendo con una racha interanual de trece meses en negativo.
Autor