La dieta basada en vegetales es una de las tendencias que más impulso está tomando en los últimos años entre quienes buscan un estilo de vida y hábitos más saludables. Y aunque todavía es un nicho pequeño en relación con el total de la categoría de alimentos y bebidas, los productos vegetales crecen a un ritmo alto cada vez en más países.

De hecho, en los últimos cuatro años más de dos millones de españoles han modificado su alimentación hacia una dieta compuesta principalmente por vegetales —incluidas las alternativas vegetales a la carne, lácteos o pescado, también llamadas plant based—, pasando de suponer en 2017 el 8 % de la población española a alcanzar el 13 % en 2021, de modo que actualmente más de cinco millones de españoles mantienen este tipo de dieta.

Pero, además de la inquietud por la salud y el bienestar físico, las motivaciones y decisiones de quienes adoptan este tipo de dieta también incluyen la preocupación por el sufrimiento animal, la conciencia ambiental y la sostenibilidad. En este sentido, una investigación realizada por la Dra. Helen Harwatt, de la Universidad de Harvard (Estados Unidos), ha demostrado que con el simple acto de adoptar una dieta vegana durante tan solo treinta días, un millón de personas que participaron en un estudio dirigido por ella consiguió que no se emitieran a la atmósfera cerca de 104 000 toneladas de Co2, que se ahorraran 6,2 millones de litros de agua, que 1645 toneladas de aguas residuales no fueran vertidas a ríos, mares y lagos y, finalmente, que 3,4 millones de animales se salvaran de ir al matadero.

Quizá por ello se trata de un tipo de dieta especialmente valorada entre los adolescentes y jóvenes, un consumidor cada vez más informado que se fija en las etiquetas, analiza, compara y busca testimonios de confianza para lanzarse a probar nuevas propuestas como, por ejemplo, estas Heura Meatballs con salsa de almendras, una receta ofrecida por la marca de productos 100 % vegetales alternativos a los cárnicos Heura.

Albóndigas veganas con salsa de almendras

INGREDIENTES

  • 600 g de Heura Meatballs
  • 60 g de almendra cruda sin piel
  • 1 cucharada de pan rallado
  • 2 cebolletas
  • 1 ramita de perejil
  • 200 ml de nata liquida de almendra
  • 500 ml de caldo de verduras
  • Unas hebras de azafrán
  • Aceite de oliva
  • Pimienta negra
  • Sal

ELABORACIÓN

En una sartén con aceite de oliva salteamos las albóndigas durante 6-7 minutos hasta que veamos que están doradas. Reservar.

Ponemos las almendras en el vaso de la picadora y trituramos hasta conseguir una harina fina.

Pelamos las cebolletas, las cortamos en rodajas y las rehogamos fuego lento durante 5 minutos en una cazuela con 3 cucharadas de aceite de oliva.

Pasado ese tiempo, añadimos a la cazuela las albóndigas reservadas, las almendras molidas, el pan rallado, las hebras de azafrán y el caldo de verduras. Tapamos y dejamos cocer 15 minutos, a fuego lento, removiendo de vez en cuando.

Agregamos a la cazuela la nata líquida y cocemos 1-2 minuto más con el recipiente destapado para que la salsa espese ligeramente. Si la salsa quedase muy espesa, le añadimos un poco de leche de almendra.

Espolvoreamos con el perejil picado, y listas para servir.

Albóndigas veganas con salsa de almendras (receta plant based)
81%Nota Final
Puntuación de los lectores 2 Votos
73%
Resumen
recipe image
Nombre receta
Albóndigas veganas con salsa de almendras
Publicado el...