Ayer lunes, el casco histórico de Avilés (Asturias) se convirtió en un enorme restaurante al aire libre de más de cinco kilómetros de extensión. La celebración de la llegada de la primavera y el final de la cuaresma empezó a festejarse a finales del siglo XIX, pero fue hace poco más de dos décadas cuando se inició esta tradición, la ‘Comida en la Calle’ de Avilés.

La Comida en la Calle de Avilés ya es, oficialmente, la más numerosa del mundo, con 11.836 comensales sentados a lo largo de una mesa de cinco kilómetros en las calles y plazas del casco histórico de la ciudad medieval. Así, este evento multitudinario —que cumple ya veinticinco ediciones— ha batido el Récord Guinness del Mundo en esta modalidad, hasta ahora en manos de la ciudad mexicana de Metepec.

“Se ha superado el récord en abundancia. Hay que decir que el recuento se corresponde con las personas sentadas en el momento de paso del notario. Es una muestra más de cómo esta ciudad, que es maravillosa, se vuelca y participa: es un logro colectivo”, explica la alcaldesa de Avilés, Mariví Monteserín.

Los encargados de certificar la hazaña fueron los notarios de Avilés Carmela Noguera, Juan Álvarez Valdés, Luis Sobrino, Arturo Ezama y Fernando Ovies. Los cinco recorrieron las calles de la ciudad contador en mano dando fe del número de personas que en el momento de su paso se encontraban sentadas participando en este peculiar evento, emblema de las fiestas de El Bollo de Avilés. Ahora, cada uno de ellos elaborará un certificado con el recuento de cada una de las cinco zonas en las que se dividió la Comida en la Calle, y a continuación se elaborará un certificado general con la suma del recuento que se enviará, junto con un dossier de fotografías y video, a la sede central del Guinness World Récords en Londres para comunicar que en Avilés se celebra la comida en la calle más numerosa del mundo.

Récord Guinness superado

Hasta ahora era la ciudad de Metepec, en México, la que ostentaba este título obtenido en un encuentro gastronómico de tacos. Eventos gastronómicos multitudinarios existen muchos por el mundo, como el Oktoberfest, por poner un ejemplo, pero siempre en el marco de una carpa o espacio concreto y vinculado a un negocio o promoción.

Lo llamativo de la Comida en la Calle de Avilés es que tiene lugar por todo el casco histórico y con la única finalidad de confraternizar y disfrutar de la gastronomía, de hacer ciudad, y de poner en valor la tradicional Fiesta de El Bollo, que tiene más de un siglo de historia, y que fue declarada Fiesta de Interés Turístico Nacional en el año 1972.

Resumen
Título
Avilés, récord Guinness de comida en la calle: 11.836 comensales
Descripción
La Comida en la Calle de Avilés ya es, oficialmente, la más numerosa del mundo, con 11.836 comensales sentados a lo largo de una mesa de cinco kilómetros en las calles y plazas del casco histórico.
Autor