La Denominación de Origen Calificada Rioja da por cerrada la que ha sido una larga vendimia, y lo hace con optimismo ante un total de 486 millones de kilos de uva recogidos, todos ellos de extraordinaria sanidad y con una cosecha marcada por el esfuerzo y la gran profesionalidad del sector.

Los resultados de la que ha resultado ser una de las campañas más largas y escalonadas desde hace años, han sido muy satisfactorios para los responsables de la Denominación de Origen Calificada Rioja, dejando un balance de la cosecha en torno a una producción de 486 millones de kg de uva —204,44 millones de kilos en la zona de Rioja Alta, 187,95 en Rioja Oriental y 93,62 en Rioja Alavesa, de la que un 88% es uva tinta y un 12% blanca—, una cantidad que se traduce en 468 millones de kilos amparables por la Denominación y que permite alcanzar las expectativas productivas de este año en la región.

La cantidad finalmente recolectada refleja que 2018 ha sido una añada con marcada influencia atlántica que, a pesar de haber sido compleja, no ha sufrido contratiempos climatológicos importantes en el último ciclo, lo que ha permitido lograr el momento óptimo para la recogida.

Vendimia larga y escalonada

“La vendimia, que ha sido muy larga y escalonada, ya que se inició el pasado 27 de agosto y terminó el jueves 15 de noviembre, se ha visto condicionada, sobre todo, por dos factores clave: una meteorología benévola, razón por la cual los viticultores y bodegueros han podido esperar hasta alcanzar la calidad óptima necesaria, y una rigurosa selección tanto en viñedo como en bodega”, explica Pablo Franco, director del órgano de Control del Consejo Regulador, añadiendo que “en cuanto a la calidad de los vinos elaborados, las primeras impresiones sobre la calidad de estos, presentan un menor contenido alcohólico con una buena definición aromática. Los primeros descubes muestran una estructura notable, típica de los vinos más tradicionales de Rioja, posiblemente porque esta vendimia también nos recuerde a aquellas largas cosechas de antes que dan paso a vinos marcados por el equilibrio y la acidez y no tanto por el grado alcohólico”.

El buen estado vegetativo del viñedo y una sanidad extraordinaria han sido clave para lograr alcanzar estos resultados, además del importante esfuerzo que han realizado los más de 15.000 viticultores y 600 bodegas de la Denominación, además del operativo de más de 200 técnicos y auxiliares de vendimia que trabajan en el Consejo Regulador.

Resumen
Título
Balance final de la vendimia en Rioja
Descripción
La Denominación de Origen Calificada Rioja da por cerrada la que ha sido una larga vendimia, y lo hace con optimismo ante un total de 486 millones de kilos de uva recogidos, todos ellos de extraordinaria sanidad.
Autor