Campus Party, el evento de Internet más importante del mundo, sigue su desarrollo hasta el próximo domingo, con la presencia de más de 100.000 ‘campuseros’, hoy en día considerados a nivel mundial como los jóvenes que pronto asumirán la función de ser el motor del cambio . Una cifra que asusta, si se compara con […]

Campus Party, el evento de Internet más importante del mundo, sigue su desarrollo hasta el próximo domingo, con la presencia de más de 100.000 ‘campuseros’, hoy en día considerados a nivel mundial como los jóvenes que pronto asumirán la función de ser el motor del cambio . Una cifra que asusta, si se compara con los 250 pioneros que asistieron a la primera convocatoria hace ya 15 años, a los que entonces se consideró como unos verdaderos geeks.

A la jornada inaugural asistió Ferran Adrià en su calidad de embajador de Telefónica, ofreciendo una charla magistral muy esperada y muy bien acogida, a pesar de que inicialmente el mundo de la cocina parezca no encajar dentro de un evento de alta tecnología como este.

La Fundación elBulli difundirá sus conocimientos a través de internet

Pero Adrià, maestro en todos los sentidos, comenzó su disertación excusándose por no pertenecer al mundo de internet: “la cocina no merecería estar aquí pero sí el proyecto de innovación tan apasionante al que nos enfrentamos”, refiriéndose a su nuevo proyecto de reconversión de su restaurante elBulli en elBulli Foundation, que se hará efectivo a finales de este verano y en el que tiene previsto que todas las investigaciones y conocimientos generados por los grupos de trabajo internacionales que asistirán a este centro gastronómico podrán ser compartidas por cualquier persona a través de internet.

Ferran Adrià –a quien sin duda no se le puede negar ser un amante de la tecnología en sus proyectos de investigación gastronómica- reconoció que utiliza internet para inspirarse y viajar culinariamente por el mundo, utilizando su experiencia en elBulli y en la cocina para recomendar a los asistentes la creatividad y la innovación como motores de cualquier trabajo: “Si quieres llegar arriba y te dedicas a la creatividad, haz tu trabajo con alma, para que llegar arriba sea una consecuencia y no un fin en sí mismo”, era uno de sus consejos.

“Os animo a seguir vuestro camino trasgresor”

En esta misma línea de llamada a la innovación, Adrià ha animado a los campuseros de cualquier ámbito laboral a seguir su camino trasgresor y a buscar inspiración en la naturaleza y en las culturas de otros países y otras culturas, con un ejemplo personal: “La influencia de otras cocinas es fundamental, nadie puede dedicarse a la creatividad sin ir a Japón”, concluía en su intervención el mejor cocinero del mundo.