Más de un centenar de personas debatieron ayer jueves en Madrid sobre el presente y el futuro de la producción ecológica en España. La Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos apuesta por el impulso de una estrategia nacional y europea de fomento de la producción ecológica, y pide a los Gobiernos que fomenten y faciliten el consumo de estos productos.

España es el primer productor europeo de alimentos ecológicos, con más de 30.000 agricultores y ganaderos certificados. Sin embargo, el consumo interno es la mitad que en Italia, tres veces menos que en Francia y cuatro veces menos que en Alemania, “por lo que el potencial de desarrollo de este sector es enorme”.

Así lo aseguraba ayer jueves el secretario general de UPA, Lorenzo Ramos, en la inauguración de la jornada Agricultura familiar y producción ecológica: reto por la modernización e innovación, un encuentro en el que más de un centenar de agricultores, ganaderos, ecologistas, activistas medioambientales, responsables de entidades de certificación y representantes del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente debatieron en Madrid sobre la situación de la agricultura y la ganadería ecológicas.

Lorenzo Ramos apuntaba a la necesidad de establecer una estrategia política clara de apoyo a la producción ecológica: “las ventajas son claras: lo ecológico es más sostenible, más responsable y obtiene un mejor precio en el mercado, por eso cada vez más agricultores y ganaderos se suman a este modelo”.

Durante la jornada UPA presentó un documento con diez propuestas clave para el fomento de la agricultura ecológica, entre ellas, un plan de protección ante la contaminación por parte de transgénicos, la creación de una interprofesional de productores ecológicos y el fortalecimiento de los planes de I+D+i en este sector, ya que menos del 1% de la investigación agraria se centra en la producción ecológica, como apuntaba Víctor Gonzálvez, director técnico de la Sociedad Española de Agricultura Ecológica, SEAE.

10 propuestas ecológicas

  1. Reforzar una estrategia pública nacional y europea para fomentar la agricultura ecológica con presupuesto suficiente.
  2. Poner en marcha un plan de protección ante la contaminación por transgénicos.
  3. Ayudas específicas para el sector ecológico con un marco normativo y presupuestario no regionalizado.
  4. Priorizar y diferenciar las ayudas a la producción ecológica hacia las pequeñas y medianas explotaciones familiares.
  5. Refuerzo en las acciones de asesoramiento, divulgación y formación a los productores y productoras.
  6. Fortalecimiento de los programas de investigación, innovación y demostración.
  7. Fomentar la producción ecológica en las zonas de especial protección de hábitats: Red Natura 2000, parques naturales, zonas sensibles a nitratos…
  8. Mejora en la comercialización, campañas de promoción y constitución de una interprofesional.
  9. Adecuar el sistema de seguros agrarios a las características de la producción ecológica y fomento de la producción de semillas ecológicas.
  10. Mantenimiento de las explotaciones mixtas en la normativa europea, singularidad en la alimentación para la ganadería ecológica y apoyo a la certificación de grupos de operadores.

Incrementar el consumo de estos productos es el principal reto, en esta línea se manifestaba Ana Etchenique, vicepresidenta de la Confederación de Consumidores y Usuarios (CECU), pero los consumidores deben conocer las ventajas de estos productos. “El caos en el etiquetado es una de las barreras a la hora de acceder a los alimentos ecológicos”.

“La mejor innovación en agricultura es rescatar los saberes tradicionales del mundo rural”, explicaba Etchenique, idea que respaldaba Ramón Meco, investigador agrario de la Junta de Castilla-La Mancha, que quiso destacar el respeto a los suelos que fomenta la agricultura ecológica.

La agricultura y la ganadería ecológicas tienen un menor coste de producción, por lo que en un momento de crisis como este, los productores ecológicos pueden obtener una mayor rentabilidad por sus productos, ya que además el mercado los valora mejor.

La jefa de servicio de Agricultura Ecológica del Ministerio de Agricultura, Esperanza de Marcos, explicaba a los agricultores y ganaderos la situación normativa actual y la orientación que va a tomar en el futuro, recordando cómo la última propuesta europea de reglamento europeo para la producción ecológica, a debate desde 2014, ha ido perdiendo exigencias en relación con el etiquetado o con los acuerdos con países terceros, una de las principales preocupaciones de los agricultores.

Resumen
Descripción
Más de un centenar de personas debatieron ayer jueves en Madrid sobre el presente y el futuro de la producción ecológica en España.
Autor