Ayer tuvo lugar la primera comida ofrecida en Gastro, el nuevo espacio gastronómico recién inaugurado en el Centro Niemeyer de Avilés, y lo hizo con un menú diseñado por Arzak y elaborado por el equipo de cocina del restaurante, dirigido por Pedro y Marcos Morán. Las sesiones están planificadas para un máximo de 12 personas […]

Ayer tuvo lugar la primera comida ofrecida en Gastro, el nuevo espacio gastronómico recién inaugurado en el Centro Niemeyer de Avilés, y lo hizo con un menú diseñado por Arzak y elaborado por el equipo de cocina del restaurante, dirigido por Pedro y Marcos Morán.

Las sesiones están planificadas para un máximo de 12 personas que 45 minutos antes de la hora establecida para el inicio de la comida pueden acceder a las instalaciones para asistir y participar en directo en la última fase de preparación de los platos. "La gente puede levantarse, preguntar al cocinero, ayudar al personal", apuntaban los responsables de Gastro.

Un recorrido por las mejores recetas de Arzak

En la sesión inaugural de ayer, los comensales pudieron asistir al proceso final de la elaboración del menú cedido por el cocinero vasco Juan Mari Arzak, consistente en cinco tapas de entradas, cinco platos “contentos” y dos postres, un recorrido por algunas de las recetas más representativas servidas en los últimos años en su restaurante del Alto de Miracruz de San Sebastián.

“Ha habido diálogo, gastronómico, y más diálogo”, comentaban los Morán, quienes añadían que además de hablar, los asistentes pudieron disfrutar de platos como un caldo de chipirón mutante, higos con foie, huevo en temblor de tierra o pichón azulón, todo ello fue acompañado por cuatro vinos de la bodega Chivite escogidos para la ocasión.

Gastro ha nacido con el objetivo de ser un restaurante convencional, sino convertirse en un espacio en el que tengan lugar “experiencias gastronómicas” en el que los clientes puedan además comentar o consultar con el equipo de cocina detalles sobre su proceso de elaboración.