El otoño añade un atractivo especial a los muchos de los que ya dispone Granada en cualquier estación. En esta época del año, a la animación habitual de esta ciudad, cruce de civilizaciones desde tiempos inmemoriales, se une la degustación de los frutos otoñales: acerolas, azofaifas, membrillos, granadas, caquis, castañas…

Una época en la que todos los años se revive un rito ancestral, los puestos de asar castañas en cada esquina del centro de la ciudad. El crepitar del fuego y las pavesas confieren un sabor particular a las tardes otoñales.

Pero además de este tradicional sistema, la castaña es un fruto que permite infinidad de combinaciones culinarias y que da lugar a elaboraciones tan originales como esta Mousse de castañas con espuma de queso y salsa de membrillo, una receta típica otoñal con una presentación de vanguardia que ofrece el Ayuntamiento de Granada a través de su Oficina de Turismo.

Ingredientes

Para la mousse de castañas

  • 250 gramos de castañas peladas y almíbar o castañas confitadas
  • 250 gramos de nata
  • Dos láminas cola pescado (Gelatina)
  • Una placa fina de bizcocho

Para la espuma de queso

  • 250 gramos de queso cremoso
  • 250 gramos de nata
  • 50 gramos de azúcar
  • Dos laminas cola pescado (Gelatina)

Para la salsa membrillo

  • 50 gramos de carne de membrillo
  • 20 centímetros cúbicos de agua

Varios

  • Tejas de membrillo

Elaboración

Mousse de castañas: Con las castañas una vez cocidas y peladas las pasamos a un almíbar aromatizado a la vainilla, corteza de limón u otro sabor. Cocemos todo el conjunto y hacemos una crema. Si utilizamos castañas confitadas, las pasamos por el pasapurés y para darle el punto cremoso le añadimos un poco del almíbar de la conserva. Una vez la crema lista le añadimos la cola de pescado y la nata batida, mezclando bien todo el conjunto.

Espuma de queso: Montamos la nata con el azúcar y le añadimos el queso que lo habremos batido previamente para dejarlo cremoso, añadimos las gelatinas disueltas en un poco de agua caliente.

Salsa de membrillo: Poner en un cazo a calentar el membrillo con el agua hasta que el membrillo se vaya ablandando y al mezclarse con el agua nos formara una salsita un poco viscosa, con más o menos agua obtendremos una salsa más o menos espesa, como es obvio,

Presentación

Con unos moldes cilíndricos, los cuales también nos servirán para montar el postre, cortamos unos discos de bizcocho. Un disco lo ponemos en el fondo, rellenamos la mitad con el mousse de castañas, encima ponemos otro disco de bizcocho y terminando de rellenar con la espuma de queso, alisamos bien con una espátula y metemos el conjunto al frigorífico. Una vez frio y bien compactado el conjunto, desmoldar en el centro de un plato, ayudándonos con una puntilla, luego bañar cada unidad con la salsa de membrillo. Decorar con unas tejas de almendras o producto similar.

Resumen
Nombre receta
Mousse de castañas con espuma de queso y salsa de membrillo
Publicado el...
Calificación
5 Based on 2 Review(s)