El tradicional Festival de Cap Roig (Calella de Palafrugell) sigue apostando por la buena gastronomía. Y en esta ocasión lo hace de la mano del restaurante Via Veneto, que se pone al mando de los fogones en los tres espacios diferenciados de la gran cita musical de la Costa Brava. Hasta el 15 de agosto, […]

El tradicional Festival de Cap Roig (Calella de Palafrugell) sigue apostando por la buena gastronomía. Y en esta ocasión lo hace de la mano del restaurante Via Veneto, que se pone al mando de los fogones en los tres espacios diferenciados de la gran cita musical de la Costa Brava.

Hasta el 15 de agosto, el restaurante barcelonés se traslada a Cap Roig para ofrecer algunos de sus platos más emblemáticos, tomando el relevo de El Celler de Can Roca, que durante años fue el encargado de complementar el cartel musical con una oferta gastronómica de excepción.

El escenario será el espacio gastronómico Jardins de Cap Roig, un entorno único y con unas vistas privilegiadas sobre el mar. Pero Via Veneto también ofrecerá cenas mucho más informales en dos espacios más del Festival: la Plaça del Castell, con bocadillos y snacks para los que prefieran picar algo antes o después del concierto, y el espacio privado para patrocinadores e invitados VIP en el claustro del castillo.

Restaurante gastronómico

El restaurante gastronómico de Cap Roig servirá una selección de la carta del Via Veneto, siempre basada en productos de calidad y de proximidad del Empordà: el mejor pescado, mejillones y gambas de la Llotja de Palamós, carne de Girona, y fruta y verdura de agricultores locales. Además, se adaptará la carta a un público más familiar en conciertos como el del Club Súper 3. El restaurante atenderá al público de los conciertos y a los propios artistas, actores, cantantes y protagonistas estrella del festival.

Cenas informales

La barra de la Plaça del Castell de Cap Roig servirá cenas informales pero con productos de primera calidad y de proximidad. Se podrán degustar bocadillos gastronómicos elaborados con anchoas de L’Escala, con jamón 5 Jotas de Sánchez Romero, con sobrasada de Can Rovira (Els Casals) o una versión del hot dog con butifarra de la Vall Fosca. También se servirán tapas: gazpacho, croquetas de jamón, albóndigas con sepia y las clásicas patatas bravas del Via Veneto. Como colofón, una selección de postres del restaurante en un formato más pequeño pensado para este espacio, donde cada noche se pueden reunir más de mil personas para cenar de pie antes o después de los conciertos.


{jathumbnail off}