El próximo domingo, 2 de noviembre, pastores trashumantes con 2.000 ovejas merinas recorrerán el centro de Madrid para participar en una nueva edición de la Fiesta de la Trashumancia. El recorrido —por las vías pecuarias del centro de la capita— se iniciará con la subida por la Cuesta de la Vega y pasará, seguidamente, por la calle Mayor, la plaza de la Villa, la Puerta del Sol, Cibeles y la calle de Alcalá, hasta finalizar en la Puerta de Alcalá.

El punto culminante de la Jornada tendrá lugar a las 10,30 horas, en la Plaza de la Villa, donde se dará la bienvenida a los pastores por parte de las autoridades y tendrá lugar el tradicional pago de los maravedís, previo al paso de los rebaños por la Cañada Real.

Esta fiesta, que se viene celebrando desde 1994, tiene como objetivo realzar la actividad ganadera trashumante y su acercamiento a la población urbana de Madrid. Con su celebración se recupera una tradición de la Edad Media y se llama la atención sobre el impacto positivo del sector ganadero en la economía y en la biodiversidad. Al mismo tiempo se pone de manifiesto la importancia de los pastores en el desarrollo del medio rural y en la conservación de de la riqueza cultural y natural de España.

25 maravedís

Partiendo de la Casa de Campo y tras recorrer la Cuesta de la Vega, la calle Bailén y la calle Mayor, al llegar a la plaza de la Villa la tradición manda que el pastor mayoral haga entrega a un representante del Consistorio de la Villa y Corte de Madrid de 25 maravedís (moneda española del siglo XV) como pago por atravesar las dehesas y prados de la capital durante cuatro días.