Parece una broma, o un retoque de photoshop, pero es completamente real. Se trata del Jabuticaba, más conocido como ‘Brazilian Grape Tree’ (árbol de uva brasileña), un árbol nativo de América del Sur que se da especialmente en Paraguay, Argentina y (obviamente por su nombre) principalmente en Brasil, al que sus frutos, uvas, le crecen […]

Parece una broma, o un retoque de photoshop, pero es completamente real. Se trata del Jabuticaba, más conocido como ‘Brazilian Grape Tree’ (árbol de uva brasileña), un árbol nativo de América del Sur que se da especialmente en Paraguay, Argentina y (obviamente por su nombre) principalmente en Brasil, al que sus frutos, uvas, le crecen directamente en el tronco.

Según explica la página kuriositas.com, este tipo de uva de color púrpura no solo es comestible, con tan solo pelar y degustar directamente del tronco, sino que además resulta muy sabrosa en la elaboración de jaleas y mermeladas, zumos, e incluso licores una vez fermentada, un proceso que inevitablemente se inicia de forma natural en el propio árbol a partir del tercer día de su nacimiento.

Además, al parecer estos frutos son beneficiosos en el tratamiento de problemas de salud como el asma y la diarrea, para lo que se usa la piel una vez seca y para aliviar la inflamación de amígdalas. Como tantos otros elementos de la naturaleza, también se espera que sea útil en la lucha contra el cáncer, ya que se le han encontrado varios compuestos anticancerígenos en sus frutos.

Si decide plantar un Jabuticaba en su propio jardín, debe ser paciente. El árbol se toma su tiempo crecer, pero una vez que alcanza la madurez, se mantiene fácilmente, ya que ha demostrado ser muy adaptable y aunque prefiere los suelos secos y ligeramente ácidos crece bien incluso en un suelo de tipo alcalino.

Evolución natural

Y si como es lógico se está preguntando porqué las uva nacen en el tronco en lugar de en las ramas, como es habitual, la respuesta es sencilla: el Jabuticaba ha evolucionado de esta manera para que los animales que no logran alcanzar una cierta altura pueden llegar a sus frutos, comerlos y posteriormente expulsar las semillas lejos del árbol principal para propagar aún más la especie.

{jathumbnail off}