Cocido madrileño para 1.200 personas, 90 kilos de callos, 2.000 bocadillos de calamares, 2.000 bocadillos de jamón, más de 30.000 tapas, seis cortadores de jamón ibérico, una torre de quesos montada con más de 400 kilos y 30 variedades y, para rematar, una tarta de cumpleaños elaborada con chocolate por Paco Torreblanca para más de […]

Cocido madrileño para 1.200 personas, 90 kilos de callos, 2.000 bocadillos de calamares, 2.000 bocadillos de jamón, más de 30.000 tapas, seis cortadores de jamón ibérico, una torre de quesos montada con más de 400 kilos y 30 variedades y, para rematar, una tarta de cumpleaños elaborada con chocolate por Paco Torreblanca para más de 500 personas. Este es el festival de platos que compondrán el menú de celebración del décimo aniversario de Madrid Fusión a lo largo de los tres días de Congreso.

Durante la primera jornada, el próximo martes 24, se montará en la sala polivalente una espectacular torre de tapas elaboradas con más de 400 kilos quesos de 30 variedades diferentes. Para el almuerzo, 51 cocineros de Salamanca elaborarán nada más y nada menos que 19.000 tapas en menos de 120 minutos.

Cocido madrileño para más de 1.200 personas

Para el miércoles 25 está previsto un cocido madrileño para que más de 1.200 personas disfruten de los tradicionales tres vuelcos. Se emplearán 72 kilos de carne de morcillo; 58 kilos de chorizo y otros tantos de morcilla; 78 kilos de huesos de vaca, 30 kilos de pata de jamón, 72 kilos de pollo, 44 kilos de gallina y 58 Kilos de tocino fresco. También se distribuirán entre los congresistas 2.000 bocadillos de calamares.

20.000 tapas, judiones, lechazo y callos

Y el día de clausura, el jueves 26, la ciudad de Valladolid reunirá a sus mejores cocineros para preparar 20.000 tapas entre las que no faltarán los judiones con pavo escabechado, la sopa castellana y el tradicional lechazo asado, además de de los populares callos: tres perolas de 30 litros.

Y de postre, tarta y cava

El congreso se cerrará con una macro tarta para 500 personas creada por el gran pastelero Paco Torreblanca. Para el brindis final se descorcharán 200 botellas de Cava Brut del Consejo Regulador del Cava.

{jathumbnail off}