Desayunar como lo hiciera Lope de Vega, conocer uno de los entornos que enamoró a Isabel II o disfrutar de una obra de teatro como el mismísimo Felipe III son algunas de las actividades que tendrán lugar a lo largo de las III Jornadas de Teatro Barroco, una cita que tendrá lugar el fin de […]

Desayunar como lo hiciera Lope de Vega, conocer uno de los entornos que enamoró a Isabel II o disfrutar de una obra de teatro como el mismísimo Felipe III son algunas de las actividades que tendrán lugar a lo largo de las III Jornadas de Teatro Barroco, una cita que tendrá lugar el fin de semana del 20 al 22 de julio próximos.  

Con la Posada Real Sitio de Ventosilla (Gumiel de Mercado) como escenario principal y organizadas por la bodega burgalesa PradoRey, los asistentes a las Jornadas tendrán una oportunidad única de trasladarse al Barroco.

Degustarán desayunos y cenas propios de la época, realizarán una ruta de senderismo por los viñedos y asistirán a una visita teatralizada en las Bodegas PradoRey Ribera del Duero, donde también podrán probar una selecta cata de vinos y almorzar al estilo campestre entre viñedos.

Representación de Lope de Vega

Como colofón se representará la obra de teatro La hermosa fea, de Lope de Vega, una divertida comedia a cargo de la compañía Diágoras, que el 6 de julio participa en el tradicional Festival Internacional de Teatro Clásico de Almagro, uno de los referentes a nivel nacional, con la misma obra, una pieza en la que se tratan, en clave de humor, asuntos del culto a lo bello y a la vanidad herida, con los protagonistas enfrascados en una batalla de amor e intento de conseguir al otro sin que se vea afectado por ello el propio orgullo.

En definitiva, un fin de semana en el que se trata de desmitificar el Barroco, poniéndolo al alcance de los amantes del teatro, el vino y la gastronomía.